El muelle de los barcos clásicos

El clipper de casco de hierro, botado en 1885, Wavertree en South Street Seaport, Nueva York, donde con el Pekin son buques museo. Cerrado como tal, el Wavertree, es el más grande de los clippers supervivientes de su época que aún se mantiene a flote, en un momento se encontraba a la venta, ya que la sociedad encargada de mantenerlo debido a la falta de fondos, debía vender uno de los dos.

Luego que se le votaran 13 millones de dólares para su restauración y mejora, en 2016 reabrió a los visitantes.



Hermoso cuadro de uno de sus cruces del Cabo de Hornos





Esquemas





Desarbolado en 1910 en uno de sus cruces del Hornos, pudo llegar milagrosamente hasta las Malvinas, donde por tres décadas estuvo ejerciendo funciones de pontón-almacén.



En 1946 lo tenemos en Punta Arenas, donde fué depósito de carbón.



Y aquí lo más interesante. Fué vecino de La Boca. Comprado en 1948 por Alfredo Numeriani aparentemente para desguace, fué traído a remolque a Bs As donde primero fué pontón de carga en el Riachuelo.



Y luego pontón arenero, también en el Riachuelo.



Descubierto en 1968 por Charles Crocker, cuando era Director of Operations for Moore-McCormack en Buenos Aires, negoció su compra por el precio del metal como chatarra. Una vez comprado y revisado, se descubrió que el casco se encontraba en notables condicones aún, lo que permitió su parcial restauración en Bs As y posterior remolque a Nueva York para terminarlo como buque museo.



 
Última edición:
El crucero ligero clase Kolberg botado en 1909, el SMS Mainz, hundido en combate durante la Batalla de Heligoland Bight el 28 de Agosto de 1914


El Mainz ardiendo visto desde una nave inglesa, se me ocurre algo retocada.



Y finalmente hundiéndose, tumba de 89 miembros de su tripulación.

 

Noticias del Sitio

Arriba