Gracias a una invitación cursada por la Fuerza Aérea Argentina a medios de prensa especializados, Zona Militar tuvo la posibilidad de recorrer y conocer las capacidades del Aérea Material Río Cuarto (ARMACUAR). La unidad es uno de los principales centros (junto al Aérea Material Quilmes) para el sostenimiento y mantenimiento de diversas aeronaves de la Institución. Entre ellas se puede citar brevemente IA-63 Pampa II y Pampa III, EMB-312 Tucano y A-4AR Fightinghawk.

Arribados en horas de la mañana del día de ayer, 14 de junio, el grupo de periodistas de diversos medios especializados fue recibido por el Jefe del Aérea Material Río Cuarto, Comodoro Armando Chialvo. De esta forma, guiados por él y personal de la unidad, fue brindada información de la importante tarea que llevan adelante para dar sostenimiento a las aeronaves de la aviación de combate de la Fuerza Aérea Argentina, como de proyectos actualmente en curso.

Misión:

El Aérea Material Río Cuarto, a lo largo de sus 78 años de historia, tiene una importante misión: la responsabilidad de dar mantenimiento a la aviación de combate de la Fuerza Aérea Argentina. Tiene como organismo superior a la Dirección General de Material, responsable de la logística y material de la Intuición. Sin embargo, según lo expresado por el Comodoro Chialvo próximamente la unidad incorporara nuevas capacidades para dar soporte a los sistemas Lear Jet y Mentor.

Sus dos principales tareas son el mantenimiento mayor y abastecimiento de material. Entre el mantenimiento mayor podemos encontrar las siguientes tareas: inspección y/o reparación mayor, modificación y modernización de aeronaves, motores y hélices. A su vez, realizan el overhaul de componentes mecánicos, hidráulicos, eléctricos y de aviónica de las aeronaves, incluyendo aquellas pertenecientes al segmento de transporte. Actualmente, el Área Material Río Cuarto efectúa el mantenimiento mayor de aeronaves EMB-312 Tucano, A-4AR Fightinghawk y Cessna C-182.

Recientemente, desde el año 2021, la unidad incorporó la capacidad de efectuar la inspección menor a 600 horas de vuelo de aeronaves de entrenamiento avanzado Pampa II y III. En este sentido, el Cómodo Chialvo expresó que están avanzado en incorporar la capacidad de efectuar la inspección mayor de 1.200 con la finalización de los trabajos en el primer Pampa II. Con la baja del sistema de armas Mirage, el Escuadrón Montaje 1 de la unidad quedo liberado de efectuar dichos trabajos sobre los deltas. De esta forma, se aprovecho sus capacidades para aplicarla en el mantenimiento e inspección de los mencionados Pampa y EMB-312 Tucano.

De cara al futuro, el Área Material Río Cuarto busca efectuar similares trabajos sobre las aeronaves Learjet y Mentor, para la recuperación de la Escuadrilla Histórica. No obstante, la posibilidad de adquisición de un nuevo Sistema de Armas Supersónico significaría la necesaria inversión para el sostenimiento de dichas aeronaves, haciendo especial énfasis en el segmento de aviónica.

Esfuerzos y objetivos para el año 2022:

Para el actual año 2022, los esfuerzos del Aérea Material Río Cuarto se centran en los trabajos de modernización de los Cessna C-182 con la instalación de nuevos equipos de la marca Garmin a través de la empresa REDIMEC; la recuperación del Leajet T-23 (incluyendo inspección de 12 años y armado con todos sus componentes); apoyar esfuerzo emprendido por la gestión para llevar el número operativo de A-4Ar a 12 unidades, explorando y evaluando la posibilidad de llevarlo en el futuro a 18 aeronaves.

Otras tareas son la adopción del nuevo esquema gris de baja visibilidad el cual será aplicado a toda la flota de aeronaves de la Fuerza Aérea Área Argentina. Teniendo como ejemplo más reciente, los trabajos realizados sobre los dos primeros TC-12B Huron adquiridos recientemente.

A su vez, fue destacado el desarrollo del pod Tordo equipado con ametralladora de 7,62mm; destacando las posibilidades que brinda este tipo de sistemas para ser equipados con armamento de mayor calibre, para así contar familia de productos aplicable a los EMB-312 y Texan II de la Fuerza Aérea Argentina. Es de destacar, que en las simulaciones de resistencias del pod Tordo se contó con el apoyo de instituciones educativas como el Instituto Universitario Aeronáutico (I.U.A.).

Un aspecto destacado por el Comodoro Chialvo fue la necesaria incorporación de nuevos recursos y capital humano al Aérea Material Río Cuarto. A lo largo de la historia, la unidad perdió mucho personal de experiencia por retiros y jubilaciones del personal civil y militar. Con esto presente, y en busca de la recuperación de capacidades, se viene impulsando la incorporación de la denominada “Tropa Voluntaria Técnica”. La misma apunta a jóvenes que hayan cursado estudios técnicos aeronáuticas, electrónicos, electromecánicos, informáticos, para ser incorporados a los escalones de mantenimiento de aeronaves. En total, en este año 2022 fueron incorporados 85 voluntarios.

Recuperación del Sistema de Armas A-4AR Fightinghawk

Uno de los programas más importante es la recuperación de los cazabombarderos A-4AR Fightinghawk. En años pasados, según lo indicado por personal, se produjo un quiebre en la cadena logística del que es hoy en día el principal medio de combate de la Fuerza Aérea Argentina. En este sentido, uno de los objetivos fijados por el Jefe del Estado Mayor General, Brigadier Isaac, fue el de recuperar dichas cadenas, a fin de poner un número mayor de unidades en vuelo.

Uno de los problemas críticos que afrontó el sistema A-4AR Fightinghawk fue la cartuchería de que forman parte de los asientos eyectables. Durante los últimos años surgieron en el mercado nuevos proveedores, con capacidad de fabricación de motores cohetes y cartuchos pirotécnicos. De cara al futuro se busca con el apoyo de empresas del exterior ganar la capacidad de efectuar el overhaul de asientos eyectables para Douglas Escapac 1C-3 de A-4AR; mientras FAdeA se encargaría de los textiles, aunque no se brindaron mayores precisiones.

El primero objetivo fijado por la Fuerza Aérea Argentina es contar con un núcleo operativo de cazabombarderos de 12 unidades, para ahí, en la medida de lo posible y recursos asignados, llevarlo a 18 unidades operativas. De esta forma, desde el Aérea Material Río Cuarto vienen trabajando junto a V Brigada Aérea (V BA), desde donde se realiza la inspección correspondiente a las 200 horas de vuelo. Por su parte, en base a lo detallado, la SDLM (Standard Depot Leve Maintenence) es realizada por calendario cada 39 meses. Sin embargo, en base a la filosofía de diseño de los A-4AR Fightinghawk, en caso de pasar diversas inspecciones y evaluaciones (comandos de vuelo, poleas, superficies móviles, timón de profundidad y alerones, etc.), la misma puede ser pospuesta por 12 meses.

Por lo tanto, conforme finalizaba la visita a Aérea Material Río Cuarto con las novedades sobre los A-4AR Fightinghawk, la siguiente escala de visita sería la V Brigada Aérea (V BA) en la provincia de San Luis. Donde se vería como el trabajo mancomunado de ambas unidades confluyen para poner en servicio un mayor número de cazabombarderos en servicio. A su vez, serían demostradas las capacidades que viene incorporando y recuperando V Brigada Aérea en sus instalaciones; lo cual será objeto de la segunda parte de este articulo que tendrá como protagonista a la Cuna de Halcones de la Fuerza Aérea Argentina.

*Continuará próximamente en la segunda parte teniendo como protagonista al personal y los A-4AR Fightinghawk de la V Brigada Aérea (V BA).

*Especial agradecimiento al personal del Área Material Río Cuarto por permitirnos compartir e informar el importante trabajo que desempeñan día a día dentro de la Fuerza Aérea Argentina.

Tal vez te interese Los A-4Ar Fightinghawk del G5C despliegan en el sur argentino

Publiidad

9 COMENTARIOS

  1. En el pasado ya fueron capaces de hacer el mantenimiento y overhaul completo de cazas supersónicos, espero que en poco tiempo trabajen con cazas de Lockheed Martin o Israel Aircraft Industries o incluso Dassault, como en los viejos tiempos.

  2. Tuve la suerte de conocer estas instalaciones, como la dicha de que los Mirage y A-4 hicieran temblar los vidrios de mi oficina con sus vuelos razantes sobre la pista de RCU. Como lo extraño!!

    • Hace 15 años estuve en Tandil y volé un Aerocommander con el capitán Ricardo Roberts y desde un Hughes 500 que volaba paralelo a la pista hice fotos a los Mirage y Finger despegando, y conocí al teniente Sebastián Ardiles hijo del héroe de Malvinas, había algo en el ambiente, se respiraba el honor y la gloria, saludos.

  3. Hola
    Hay que mirar hacia futuro, no al pasado o viejos tiempos.

    Hay que avanzar de una vez esperando que trabajen con Cazas de verdad no de desfile
    o con compañías que cuando estuvieron presentes hicieron poco y nada Ej. Lockheed Martin Aircraft Argentina que desde 1994 a 2009 (14 años) FABRICO solo 7 IA-63, cuando se fueron recién en 2017 por primera vez en 25 años la fabrica comenzó a exportar Ej. PA-25 Puelche. El Pampa III se logro sin ellos y en 4 años se fabricaron NUEVE Pampa III, y siguen mas en la lista

    Por favor agradezcamos el capital humano del Aérea Material Río Cuarto. Que esfuerzo hacen para poder hacer posible que muchos sistemas continúen volando!
    Aguardo que puedan avanzar merecidamente hacia un futuro mucho mejor!

    • No deseo que mi comentario se entienda como pro nadie. Argentina desaprovechó la oportunidad de tener en casa una empresa de primer nivel internacional. Si no hay contratos de desarrollo criollos y si las condiciones internas (entiiéndase menores costos comparativos a nivel internacional) es difícil lograr resultados de una empresa que quiere ganar dinero, porque si no gana, quiebra.

      Estas empresas privadas no pueden tener desequilibrios y por ello deben ser altamente eficientes. Por supuesto, el costo de los desarrollos alguien lo paga y normalmente son los comitentes de los programas (Fuerzas Armadas y finalmente el Estado de un país) pero en sus balances el resultado debe ser positivo y ello se logra con eficiencia.

      A diferencia de estructuras donde comitente y contratista, como el Área Material Rio Cuarto, se confunden y por ello la eficiencia (no confundir con eficacia) desaparece.

      Pero aclaro, la capacidad de sus recursos humanos en su mayoría son muy buenos, solo que sometidos a un sistema burocrático dónde comprar un tornillo lleva meses de autorizaciones. Y la ineficiencia obligada tiene como resultado mayores costos y balances deficitarios.

  4. Lo Aplaudo Javier. Nuevos desafíos. Usted también avizora un futuro mejor y con avances reales, en lugar de la nula y triste actualidad, saludos

  5. Sería bueno contar con al menos 12 aviones en condiciones operativas, aunque tener 18 sería genial. Dada la desastrosa situación material de nuestras FFAA, tener una fuerza de cazabombardeo, aunque subsónica, es indispensable, aunque no suficiente. Hemos perdido al Pucará en su función de ataque, los Tucano y los Pampa tienen una capacidad marginal de ataque al suelo. Necesitamos un avión capaz de lanzar bombas pesadas a blancos terrestres, ,,, y navales.

  6. No hay que cerrarse al pasado, la pandemia y la guerra de Rusia con Ucrania va ha cambiar rl mundo en los procinos 50 años

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.