En base a lo informado por la Armada Argentina, el destructor MEKO 360 ARA Sarandí arribó recientemente a la dársena de la Base Naval Puerto Belgrano. La unidad, perteneciente a la División de Destructores de la Flota de Mar, estuvo apostada en el puerto de la ciudad de Ushuaia a la espera de la orden de zarpar con rumbo a Perú para participar del Ejercicio Multinacional UNITAS LXII.

Sin embargo, como informamos desde Zona Militar, la orden de zarpar, que debía ser emanada desde el Ministerio de Defensa de la República Argentina, no tuvo lugar. Esta cuestión provocó que el ARA Sarandí, como también el Patrullero Oceánico ARA Bouchard, no puedan participar de UNITAS LXII, el cual comenzó de forma oficial del 27 de septiembre.

La principal razón tiene su origen en el tratamiento del Proyecto de Ley para la salida e ingreso de tropas. Al día de la fecha, el Proyecto ingresado al Congreso de la Nación en el pasado mes de abril, recibiendo una rápida media sanción por parte de la Cámara de Senadores. Por el contrario, el proyecto se encuentra a la espera de su tratamiento y votación en la Cámara de Diputados. El retraso provocó que la República Argentina no cuente con ninguna unidad que la represente en el Ejercicio Multinacional que reúnen a las fuerzas navales del continente. Con las actividades iniciadas, la participación argentina se limita únicamente a observadores presentes en las diversas ejercitaciones.

En vista de esta situación, la Armada Argentina dispuso que el ARA Sarandí sea desplegado en la zona en misiones de vigilancia y patrullado en la milla 200, como en tareas de control e identificación de tráfico marítimo en la Zona Económica Argentina. De las tareas participó un helicóptero Fennec Primera Escuadrilla Aeronaval de Helicópteros. La aeronave estuvo abocada a la realización de vuelo de reconocimiento y evaluación de los faros San Juan de Salvamento y Año Nuevo (en la isla Observatorio), y del puesto de Control y Vigilancia Marítima “Comandante Luis Piedra Buena”.

Finalizado su despliegue en Ushuaia, el ARA Sarandí emprendió rumbo en solitario para regresar a su apostadero natural en Puerto Belgrano. Desde los últimos meses, la unidad estuvo abocada a la realización de entrenamiento junto a otras unidades de la Armada Argentina a los fines de alistar sus medios para participar del UNITAS LXII en Perú. Ya arribado a destino, luego de realizar singladuras en las ciudades de Comodoro Rivadavia y Puerto Madryn, el buque se encuentra a la espera de emprender nuevas misiones en el Mar Argentino.

Tal vez te interese Naval Group avanza en la finalización del ARA Bartolomé Cordero

4 COMENTARIOS

  1. Increíble la celeridad con la que el Congreso de la Nación puede tratar un proyecto de Ley. Desde abril con media sanción y les ganó septiembre a los Honorables Diputados…. Otro acierto de la política argentina.

  2. Nuevamente no participamos por la inoperancia del congreso. Deben estar muy ocupados bolud…do como para autorizar la salida de las naves. Y así están las FFAA argentinas, gracias a la pésima clase política argentina, más pendiente de la politiquería que de las cosas verdaderamente importante.

    • Esto demuestra la absoluta falta de interés por la defensa de nuestro país. Habría que enviarlos a juicio por no cumplir con las obligaciones de su función como gobernantes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.