Microprocesadores: Lucha geopolítica por la electrónica.

Buenas, quería dar mí humilde opinión respecto a los componentes civiles vs militares o de usos de muy alto rendimiento y muy baja tasa de fallas. Muchas veces la única diferencia entre unos y otros simplemente está en la cantidad de pruebas que pasan esos componentes, los de uso civil son baratos porque mientras pasen ciertos estándares de QC son aceptables para digamos un celular, ya que ese celular no va a marcar la diferencia entre la vida o muerte de una persona por decir algo. Ese mismo componente, pero de uso militar sale del mismo lote, pero por cada componente de grado militar tenés que descartar digamos el 50% para hacer pruebas, y a veces estás pruebas son caras de hacer por los insumos, y muchas veces esos componentes son inspeccionados uno por uno bajo un microscopio por una persona capacitada, en fin, a lo que voy es que tranquilamente un país con bloqueo a componentes de cierto proveedor podría comprar un container de el mismo componente de china digamos,de uso civil, muy barato y hacer el screening por su cuenta y obtener componentes aptos para uso militar. No sé si me fui por las ramas y si se entiende.
 

Reportan que EE.UU. planea imponer nuevas sanciones contra empresas chinas de alta tecnología​


Publicado:4 oct 2022 11:50 GMT

La Administración Biden tiene previsto imponer restricciones contra China para impedir a su sector de alta tecnología adquirir semiconductores, señalaron este lunes a New York Times fuentes familiarizadas con el asunto. Las sanciones estarían dirigidas contra varias empresas e instituciones científicas estatales chinas, pero no se precisa de cuáles se trata.

Imagen ilustrativa

EE.UU. crea alianzas para impedir que China alcance la vanguardia de la industria de semiconductores

Las medidas, que podrían ser anunciadas esta semana, incluirían una prohibición completa de vender tecnologías a compañías chinas no solo para las empresas de EE.UU., sino también para cualquier negocio en el mundo que utilice tecnologías producidas en el país norteamericano.

Además de los semiconductores, según las fuentes, Washington tiene intención de reducir las entregas de chips a China para evitar que el país asiático desarrolle sus supercomputadoras e inteligencia artificial, así como sus tecnologías militares, por ejemplo, en materia de misiles.

Las inversiones extranjeras estadounidenses también podrían ser examinadas en relación a sus riesgos para la seguridad nacional de EE.UU., lo cual con alta probabilidad se aplicaría a Yangtze Memory Technologies Company (YMTC), corporación estatal china que produce chips y semiconductores.

Mientras tanto, YMTC ya hizo un esfuerzo especial para revisar su cadena de suministro en un intento de encontrar proveedores locales o, al menos, no estadounidenses, para contrarrestar su dependencia tecnológica del país norteamericano.

La política de la Administración Biden hacia Pekín en el ámbito tecnológico está encaminada a la segurización del sector de alta tecnología y el desacoplamiento de las cadenas de suministro de semiconductores china y estadounidense, explicó Orville Schell, exsinólogo de Asia Society, una organización no lucrativa con sede en Nueva York.

Según el experto, los semiconductores y chips juegan un papel crucial en el desarrollo de los armamentos, por lo que Washington no quiere que Pekín se convierta en un exportador global de estas tecnologías.
 

Reportan que Seúl se unirá a la alianza antichina Chip 4, encabezada por EE.UU.​


Publicado:14 nov 2022 14:34 GMT

El Gobierno surcoreano se adherirá a la alianza Chip 4, encabezada por Washington, que tiene por objetivo restringir el acceso de China a chips de vanguardia, señaló este lunes una fuente anónima gubernamental de medios surcoreanos, recoge South China Morning Post.

Seúl y Washington: lazos estrecho


El martes pasado en Seúl se celebró la primera reunión del grupo de trabajo para el control de las exportaciones entre EE.UU. y Corea del Sur. Thea Kendler, la subsecretaria de Comercio norteamericana para la Administración de Exportaciones, aseguró que no habrá anuncios repentinos o sorpresas para Seúl en el ámbito de los chips durante el año que viene. Además, a las empresas surcoreanas Samsung y SK Hynix, que tienen plantas en China, se les concedieron excepciones de un año al régimen de control de exportaciones estadounidense.

Según el informe de noviembre de la Asociación Coreana de Comercio Internacional (KITA, por sus siglas en inglés), la industria surcoreana de chips y semiconductores "se apoya fundamentalmente" en maquinarias producidas en EE.UU. y sus aliados. En 2021, Seúl compró en EE.UU., Japón y Países Bajos un 77% del equipamiento necesario para fabricar semiconductores. "Los chips hechos en Corea del Sur casi siempre exigen instrumentos y programas informáticos de EE.UU.", explicó Chris Miller, profesor adjunto de la Universidad Tufts y autor de un libro dedicado a la 'guerra de chips'.

Además, en el informe de la KITA se subraya que a corto plazo "es necesario mantener relaciones amistosas con los tres exportadores principales de equipamiento para semiconductores a través de Chip 4", pero también que Seúl debe "aumentar la tasa de localización de equipos básicos mediante la inversión en [investigación y desarrollo] de mediano a largo plazo".

Pekín: ¿socio principal ahora, competidor en el futuro?



Sin embargo, el Instituto Coreano de Política Económica Internacional (KIEP, por sus siglas en inglés) constató que China es el socio principal de Seúl en las importaciones de semiconductores. En 2020 un 61,5% de las exportaciones de semiconductores surcoreanos tuvieron como destino a China, Hong Kong incluido. No obstante, Kim Yang-paeng, investigador sénior del Instituto Coreano para Economía Industrial y Comercio, advierte que, a medida que la industria de semiconductores china se desarrolle, Pekín reducirá su dependencia de Seúl, por lo que Corea del Sur debe diversificar sus exportaciones de chips y semiconductores.

Comentando acerca de las restricciones comerciales estadounidenses, Kim explicó que Corea del Sur no dispone de las tecnologías necesarias para fabricar semiconductores y depende de Washington, mientras que en Japón y Países Bajos "hay empresas que pueden hacer equipos de semiconductores sin tecnologías estadounidenses", por lo que las empresas japonesas y neerlandesas están en la lista de restricciones de EE.UU.

El 7 de octubre el Departamento de Comercio estadounidense puso en marcha nuevas restricciones comerciales contra China, encaminadas a restringir la capacidad de Pekín de obtener chips avanzados, desarrollar y mantener supercomputadoras y fabricar semiconductores. Tres días después, el Ministerio de Comercio chino advirtió que estas restricciones también amenazan la estabilidad de la cadena global de suministros.
 


El Reino Unido ordena a China vender una fábrica de microchips por "riesgo para la seguridad nacional" británica​


Publicado:17 nov 2022 05:34 GMT

Las autoridades británicas le exigieron este miércoles a la compañía tecnológica china Nexperia que venda al menos 86 % de su subsidiaria Newport Wafer Fab, el mayor productor de microchips en el país europeo, debido a "un riesgo para la seguridad nacional".

Nexperia, que tiene sede oficial en los Países Bajos pero es una filial de Wingtech Technology, compañía china parcialmente estatal, compró 86 % de la fábrica en 2021 y obtuvo así el control completo de la planta. Luego, sin embargo, la operación fue sometida a inspecciones.

De acuerdo con un documento del Departamento británico para Negocios, Energía y Estrategia Industrial, publicado este miércoles, el riesgo para la seguridad está relacionado con "la tecnología y el 'know-how' que podrían derivarse" del proceso de producción de semiconductores compuestos en la fábrica y "el potencial de tales actividades para socavar las capacidades británicas". Además, la ubicación de la planta "podría facilitar el acceso" a la experticia tecnológica concentrada en el clúster de Gales del Sur y los vínculos entre Newport Wafer Fab y el clúster pueden impedir que la zona se involucre en "proyectos futuros relevantes para la seguridad nacional".

"El secretario de Estado [para Negocios, Energía y Estrategia Industrial] considera que la orden final es necesaria y proporcional, a fin de reducir riesgos para la seguridad nacional", indica el documento.

"Acogemos con beneplácito el comercio extranjero y las inversiones que apoyen el crecimiento y los empleos. Pero donde identificamos un riesgo para la seguridad nacional, actuaremos decisivamente", escribió en su cuenta de Twitter el titular de esa cartera, Grant Shapps.
 

Noticias del Sitio

Arriba