Han llegado más de 700 últimos rifles de asalto Kalashnikov AK-12 para las fuerzas de operaciones especiales estacionadas en la región de Krasnodar en el sur de Rusia. “Un lote de más de 700 unidades con los últimos rifles de asalto Kalashnikov AK-12, ha llegado para una unidad de operaciones especiales del Distrito Militar del Sur estacionado en la Región de Krasnodar”, dijo la oficina de prensa en un comunicado.

El comunicado asegura que desde ahora en adelante, el personal de operaciones especiales será el responsable de llevar a cabo el mantenimiento de las nuevas armas. El Grupo Kalashnikov, planea entregar 112.500 rifles de asalto AK-12 a las tropas rusas para 2021. Las entregas comenzaron en diciembre de 2018.

El AK-12 presenta una ergonomía mejorada en comparación con las versiones anteriores de AK-74M y AKM. La mejora ha aumentado la precisión de fuego y ha extendido la vida útil del rifle de asalto. La cámara AK-12, para rondas de 5,45 mm, fue desarrollada por el Grupo Kalashnikov bajo el programa Ratnik como un elemento del equipo de combate del soldado avanzado. El mismo fue puesta en servicio dentro de la fuerza a fines de 2018.

Leave a Reply