Los derechos soberanos de la plataforma continental

Armisael

Moderador Borgeano
Miembro del Staff
Moderador
Yo siempre lo digo: lo más probable es que nos tengamos que sentar a negociar con Chile, y ahí hay dos caminos:

1) Trazar la mediana entre ambas zonas de reclamos (no me parece lo más conveniente).

2) Se establece una área de explotación común en las zonas solapadas, cortando la soberanía por la proyección de la línea de divisoria acuática. (me parece lo mejor para nosotros).
 
Yo siempre lo digo: lo más probable es que nos tengamos que sentar a negociar con Chile, y ahí hay dos caminos:

1) Trazar la mediana entre ambas zonas de reclamos (no me parece lo más conveniente).

2) Se establece una área de explotación común en las zonas solapadas, cortando la soberanía por la proyección de la línea de divisoria acuática. (me parece lo mejor para nosotros).
El mejor camino es como decís vos en el punto 2. Creo que es lo más conveniente para los dos países con un buen control compartido es lo mejor.
 

Negro

Administrador
Miembro del Staff
Administrador
Argentina y Uruguay establecerán sus nuevos límites marítimos

Clarín

Hace 4 horas



La Canciller Malcorra (en pantalla) y el ex vicecanciller Carlos Foradori junto a legisladores y autoridades de la Armada y Prefectura,​

Definidas ya las nuevas extensiones de su plataforma continental por la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar hasta las 350 millas, los gobiernos de Argentina y Uruguay comenzarán en los próximos días negociaciones a fin de establecer los límites mutuos, confirmaron a Clarín autoridades de la Cancillería.

La necesidad de fijar estos límites cobra relevancia y apuro se trata de zonas sensibles de exploración pesquera e hidrocarburífera, aunque este caso, con Uruguay no hay conflicto como con los casos de las islas del Atlántico Sur y la Antártida, en disputa con Gran Bretaña.

En cuanto a la importancia de las nuevas fronteras marítimas con Uruguay, vale recordar que Ancap, la compañía estatal uruguaya de petróleo, manifestó hace años su intención de explorar en la zona; y los funcionarios consultados no descartan que lo haga YPF ni tampoco que pueda haber operaciones conjuntas o a través de otras firmas asociadas entre ellas.

Tener claros los límites externos con los vecinos -Uruguay lo debe hacer con Brasil también- es clave además para los alcances de los patrullajes, que eviten, por ejemplo incursiones ilegales en las zonas exclusivas.

A la altura del paralelo 39, y al oeste del meridiano 50, las aguas con Uruguay llegan los 4 mil metros de profundidad. “No hay conflicto de ningún tipo con Uruguay pero en algún momento tenemos que continuar el nuevo límite que logramos establecer”, dijo a Clarín la embajadora Teresa Kralikas, subsecretaria de Malvinas y Atlántico Sur. "Estamos trabajando en un proyecto de ley con los bloques del Congreso para que se implementen los nuevos cambios (del territorio marino). Con Uruguay deberá fijarse el límite lateral y se hará con el método conocido como de equidistancia, es algo que deben hacer los dos países y de común acuerdo", señaló por su parte Frida Armas Pfirter, titular de la Comisión Nacional del Límite Exterior de la Plataforma Continental (COPLA).

Con los límites establecidos con Uruguay, los ministros Susana Malcorra (Relaciones Exteriores) y Esteban Bullrich (Educación) más las distintas áreas que manejan mapas y cartas de navegación deben incorporar los kilómetros establecidos.

En marzo pasado, Malcorra anunció que la Argentina había incorporado a su territorio 1.633 kilómetros cuadrados más, después de que la Comisión de Límites de la ONU autorizara un planteo argentino que quedaba desde 2016. Hasta 2009, cuando tras un llamado de la Comisión de la ONU a los países que quisieran demostrar que podían extender sus límites de las 200 millas marinas a 350, Argentina tenía un límite exterior de 1.782.645 km2. Con la extensión de 1.633 kilómetros cuadrados más esta pasó a ser de 1.783.278 kilómetros cuadrados. La presentación lleva muchos años elaborándose entre técnicos y científicos.

Uruguay aumentó en 83.000 kilómetros cuadrados su plataforma continental respecto a lo que había solicitado cuando se abrió el “llamado” de la ONU. Con lo cual pasará a tener más a tener más mar (208.057) que su superficie terrestre (176.215 kilómetros cuadrados).

Antes de que se hicieran los anuncios de marzo, con Uruguay habían quedado dos puntos en la zona norte de lo que se conoce como mar continental argentino. Los expertos señalaban que la Comisión de Límites de la ONU no aceptaba argumentos geológicos argentinos y esperaba que se corrigieran, en trabajos donde también aportó mediciones la petrolera YPF. Pero los expertos argentinos se negaban a desplazar puntos del pié de talud hacia el continente. Finalmente se presentaron otros puntos del talud continental y se aceptó la medición argentina.

Con respecto a Malvinas, Atlántico Sur y Antártida, quedaron congelados los límites que había solicitado la argentina al considerar la ONU que hay disputa.

http://www.msn.com/es-ar/noticias/n...-marítimos/ar-BBB4vWl?li=AAggsmi&ocid=UE12DHP
 
Pongo esto aquí porque me parece la noticia más importante desde el fallo que extendió la plataforma continental argentina.

Igual, ni se me ocurriría ir a La Haya por Malvinas. Ahi sí que legalizan el robo.


La Haya falló contra el Reino Unido en un caso que favorece el reclamo por Malvinas

Por EZEQUIEL M. CHABAY - Cronista.com
La Corte Internacional de Justicia ordenó que los británicos devuelvan un archipiélago que fue retenido a la isla de Mauricio y que funciona como base militar de los Estados Unidos. El Gobierno celebró el fallo tras haber hecho gestiones contra la posición de Londres.
El Gobierno argentino celebró el fallo por el que la Corte Internacional de Justicia determinó que el Reino Unido debe devolver a la República de Mauricio, un país insular ubicado en suroeste del océano Índico, un archipiélago que le fue retenido años antes de su independencia y que hoy funciona como base militar de los Estados Unidos.

Por 13 votos contra uno, el máximo tribunal judicial de las Naciones Unidas emitió su Opinión Consultiva sobre la separación del archipiélago de Chagos de las islas Mauricio, ocurrido en 1965, y consideró que la ocupación británica es "ilegal" y que, por tanto, debe ponerse fin a la actual administración para completar la descolonización de esta región del mundo.

La opinión consultiva de Chagos tiene relevancia en el reclamo de soberanía sobre las Islas Malvinas por tratarse de una situación de desmembramiento territorial e involucrar también un caso de desplazamiento de la población autóctona, que fue obligada a dejar su lugar de origen. Asimismo, el tribunal no reconoció que la actual población pueda considerarse un "pueblo" con el derecho a la
autodeterminación, todo lo cual apoya los argumentos argentinos por Malvinas.

Este martes, en Casa Rosada, el canciller Jorge Faurie puso al Gobierno al corriente del fallo favorable para el reclamo argentino sobre las islas del Atlántico sur, y más tarde dijo que el fallo "tiene enorme validez para la reclamación argentina"

"La Argentina ha presentado un reclamo similar ante el Comité de Descolonización y la Asamblea General de las Naciones Unidas", recordó el jefe de la diplomacia argentina. Además del apoyo dado a Islas Mauricio, la Argentina patrocinó en 2017 la Resolución de la Asamblea General que solicitó la
intervención de la Corte de La Haya, e intervino con el equipo legal de la Cancillería durante todo el procedimiento.
Un enclave colonial en África

El Reino Unido retuvo el archipiélago de Chagos luego de que Mauricio obtuviera su independencia en 1968. Cerca de 1500 isleños nativos fueron deportados y la isla más grande fue arrendada a los Estados Unidos para instalar la base aérea militar Diego García, en 1971. Los deportados nunca pudieron regresar a sus hogares. Conocida la noticia, la prensa británica calificó el fallo como "un humillante golpe al prestigio de Gran Bretaña en el escenario mundial". Al respecto, el diario The Guardian lo calificó como "una derrota significativa" y una pérdida de respaldo de aliados tradicionales, en medio del proceso de salida de la Unión Europea (Brexit).

El gobierno de Mauricio y la Unión Africana de Naciones celebraron el fallo que, se calcula, será el puntapié para iniciar el proceso de descolonización. Al respecto, la mancomunidad de naciones del continente negro expresó que "es impensable que hoy, en el siglo XXI, haya una parte de África que aún esté sujeta al gobierno colonial europeo".

El especialista en derecho internacional Marcelo Kohen opinó que la opinión consultiva de la Corte sobre Chagos "es la victoria del imperio del derecho y de la justicia", porque "muestra que un pequeño Estado haciendo frente a la máxima potencia colonial" y al tribunal "cumpliendo su rol de 'decir el derecho', sin importar las presiones políticas de los poderosos".
 
Pongo esto aquí porque me parece la noticia más importante desde el fallo que extendió la plataforma continental argentina.

Igual, ni se me ocurriría ir a La Haya por Malvinas. Ahi sí que legalizan el robo.


La Haya falló contra el Reino Unido en un caso que favorece el reclamo por Malvinas

Por EZEQUIEL M. CHABAY - Cronista.com
La Corte Internacional de Justicia ordenó que los británicos devuelvan un archipiélago que fue retenido a la isla de Mauricio y que funciona como base militar de los Estados Unidos. El Gobierno celebró el fallo tras haber hecho gestiones contra la posición de Londres.
El Gobierno argentino celebró el fallo por el que la Corte Internacional de Justicia determinó que el Reino Unido debe devolver a la República de Mauricio, un país insular ubicado en suroeste del océano Índico, un archipiélago que le fue retenido años antes de su independencia y que hoy funciona como base militar de los Estados Unidos.

Por 13 votos contra uno, el máximo tribunal judicial de las Naciones Unidas emitió su Opinión Consultiva sobre la separación del archipiélago de Chagos de las islas Mauricio, ocurrido en 1965, y consideró que la ocupación británica es "ilegal" y que, por tanto, debe ponerse fin a la actual administración para completar la descolonización de esta región del mundo.

La opinión consultiva de Chagos tiene relevancia en el reclamo de soberanía sobre las Islas Malvinas por tratarse de una situación de desmembramiento territorial e involucrar también un caso de desplazamiento de la población autóctona, que fue obligada a dejar su lugar de origen. Asimismo, el tribunal no reconoció que la actual población pueda considerarse un "pueblo" con el derecho a la
autodeterminación, todo lo cual apoya los argumentos argentinos por Malvinas.

Este martes, en Casa Rosada, el canciller Jorge Faurie puso al Gobierno al corriente del fallo favorable para el reclamo argentino sobre las islas del Atlántico sur, y más tarde dijo que el fallo "tiene enorme validez para la reclamación argentina"

"La Argentina ha presentado un reclamo similar ante el Comité de Descolonización y la Asamblea General de las Naciones Unidas", recordó el jefe de la diplomacia argentina. Además del apoyo dado a Islas Mauricio, la Argentina patrocinó en 2017 la Resolución de la Asamblea General que solicitó la
intervención de la Corte de La Haya, e intervino con el equipo legal de la Cancillería durante todo el procedimiento.
Un enclave colonial en África

El Reino Unido retuvo el archipiélago de Chagos luego de que Mauricio obtuviera su independencia en 1968. Cerca de 1500 isleños nativos fueron deportados y la isla más grande fue arrendada a los Estados Unidos para instalar la base aérea militar Diego García, en 1971. Los deportados nunca pudieron regresar a sus hogares. Conocida la noticia, la prensa británica calificó el fallo como "un humillante golpe al prestigio de Gran Bretaña en el escenario mundial". Al respecto, el diario The Guardian lo calificó como "una derrota significativa" y una pérdida de respaldo de aliados tradicionales, en medio del proceso de salida de la Unión Europea (Brexit).

El gobierno de Mauricio y la Unión Africana de Naciones celebraron el fallo que, se calcula, será el puntapié para iniciar el proceso de descolonización. Al respecto, la mancomunidad de naciones del continente negro expresó que "es impensable que hoy, en el siglo XXI, haya una parte de África que aún esté sujeta al gobierno colonial europeo".

El especialista en derecho internacional Marcelo Kohen opinó que la opinión consultiva de la Corte sobre Chagos "es la victoria del imperio del derecho y de la justicia", porque "muestra que un pequeño Estado haciendo frente a la máxima potencia colonial" y al tribunal "cumpliendo su rol de 'decir el derecho', sin importar las presiones políticas de los poderosos".


Que noticia.
 
¿Por qué Argentina se convierte en un país bicontinental gigante?

https://weekend.perfil.com/noticias...9667.92058066.1601738572-991088643.1601738572
Bueno, técnicamente Argentina hace muchas décadas que es el octavo paíse en extensión territorial y hace mucho tiempo que reclama ser bioceanico.
Al igual que Chile, que también reclama ser bioceanico.
Y Reino Unido esta en todos lados.

Recordemos que todos los países tenían un plazo muy concreto para presentar sus pretensiones respecto a la plataforma continental.
Los países que no lo hicieran o lo presentaran fuera de termino, renunciaban a perpetuidad a sus pretensiones.
Así que todos se pusieron manos a la obra para cumplir.

Argentina, Chile y Reino Unido realizaron sus correspondientes presentaciones en tiempo y forma.

El órgano internacional recepto y otorgo todas las solicitudes que ha recibido con una importante excepción.

Si dos o más países presentaban solicitudes que se superponían, aquellas partes superpuesta no son reconocidas a ninguno de los solicitantes. La definición del área en cuestión queda, entonces suspendido hasta que la cuestión limítrofe de fondo se resuelva.

Esto significa que los sectores de las plataformas continentales superpuestas no son de ninguno de los solicitantes. Todos pueden expresar su reclamación, pero ninguno puede ejercer derechos sobre la zona en cuestión.

Argentina y Chile tienen, evidentemente, reclamaciones sobre plataformas continentales superpuestas. Ambos realizaron las reservas correspondientes en tiempo y forma. Ambos pueden decir que aspiran a dicho espacio como propio y ambos reconocen que no pueden ejercer su soberanía en dicho espacio.

Lo mismo pasa en las áreas superpuestas entre Argentina y Reino Unido.

Y, también, en las áreas que están superpuestas entre Argentina, Chile y Reino Unido.

Básicamente, cada uno de estos tres países tiene derecho a exponer en sus mapas sus territorios.
Pero ninguno de los tres países pueden ejercer su soberanía sobre aquellos sectores que, finalmente, no fueron reconocidos para nadie.

En la práctica, mientras esta definiciones continúen pendientes de definición, los sectores superpuestos y sin reconocimiento de nadie continúan siendo aguas internacionales.

Luego, esta bien que Argentina, Chile y Reino Unido actualicen sus respectivos mapas y, además, reclamen las superposiciones de los demás reclamantes.

Como muchas de estas superposiciones, especialmente entre Argentina y Chile, se dan en la Antártida y lo que rige allí es el Tratado Antártico, la verdad que que no tienen ningún efecto práctico.
A pesar de todo, la mayor amenaza para Argentina y Chile no es esto, sino que no logre renovarse el Tratado Antartida y Reino Unido procesa a intentar ejercer la soberanía sobre los territorios que reclama para sí.
Si ese día llega, básicamente los dos países sudamericanos quedarían expulsados de hecho del continente blanco y toda esta historia de las plataformas continentales importarían poco y nada.
 

Noticias del Sitio

Arriba