La evolución del S-300, hace que el S-400 sea un sistema codiciado en el ambiente militar internacional.

El sistema de misiles de defensa aérea S-400 es uno de los más controvertidos del mundo actualmente. Estados Unidos ha impuesto sanciones económicas a países simplemente por comprar el sistema, pero muchas de las potencias mundiales están interesadas en él, con la India firmando acuerdos en septiembre de 2018 y China en abril de 2018.

Pero, ¿qué es exactamente lo que hace que el S-400 sea un artículo tan caliente en el mundo de hoy? ¿Cómo evolucionó desde el anterior S-300?

El S-300 comenzó a desarrollarse en la década de 1960 como una continuación de una multitud de sistemas anteriores de misiles tierra-aire (SAM). El principal misil al que pretendía sustituir es el sistema de misiles S-75 (SA-2), que se utilizó de forma célebre contra el avión espía U-2 y se desplegó en Cuba y Vietnam. El misil se sometió a pruebas en la década de 1970 y entró en servicio en 1978.

La principal mejora del S-300 en comparación con los sistemas anteriores sería la capacidad de ser multicanal, es decir, de utilizar múltiples hazes de guía para dirigir los misiles a diferentes objetivos simultáneamente. El anterior sistema S-25 también era multicanal, pero era extremadamente pesado y sólo se desplegaba en montajes fijos.
El SAM-D estadounidense (que se convertiría en el MIM-104 Patriot) fue el primer SAM terrestre estadounidense con tecnología multicanal; entró en servicio tres años después, en 1981.

El principal cliente del nuevo misil fueron las PVO o fuerzas de defensa aérea soviéticas. Adoptaron la primera versión del S-300, el S-300PT. Todos los misiles «P» estaban destinados a las PVO. El S-300PT incluía un TEL (transportador, montador y lanzador) remolcable y un radar remolcable que se apoyaba en camiones pesados para su reposicionamiento.
El conjunto también incluía un sistema de control de fuego. Esto era suficiente para las tareas relativamente estacionarias de la PVO, pero no era una solución ideal.


Los militares soviéticos observaron el uso de los SAM en Vietnam y Oriente Medio y determinaron que un reposicionamiento más rápido era la clave para maximizar la eficacia de los SAM.
El S-300PT tardaba más de una hora en instalarse y estar operativo debido a la naturaleza remolcada de los lanzadores y el radar. Se consideró que este aspecto debía mejorarse. El S-300PT original utilizaba el 5V55 con un alcance de unos 75 kilómetros.

Como resultado, el S-300 adquirió la forma por la que se le conoce ahora: montado en el pesado camión MAZ-7910 (aunque también se han montado variantes en camiones más nuevos en plataformas articuladas). El TEL, el radar y el sistema de control de fuego se montaron en estos camiones. Los equipos de apoyo adicionales, como los destinados a rectificar las diferencias de altura entre el radar y el lanzador, se montaron en camiones más ligeros.


El sistema completo, ahora conocido como S-300PS, entró en servicio en 1982. La versión ligeramente modificada para la exportación se conoce como S-300PMU. El PS utilizaba el misil 5V55R, más largo y con un alcance de unos 90 kilómetros.

Mientras se desarrollaba el S-300P en sus dos formas, también se desarrollaban el S-300F para la Marina y el S-300V para el Ejército. El S-300V se desarrolló específicamente para contrarrestar misiles balísticos tácticos como el Lance y el Pershing, además de las amenazas aéreas.

Una característica clave del sistema S-300V es que tiene dos variantes de TEL, un TEL con cuatro misiles 9M83 de corto alcance (75 kilómetros) y un TEL con dos misiles 9M82 de mayor alcance (100 kilómetros). Los conjuntos de TEL, radar y puesto de mando del S-300V están montados en un chasis sobre orugas (el mismo que la pieza de artillería 2S7) para mejorar la movilidad fuera de la carretera en contraste con el S-300PS. El S-300V entró en servicio en 1985.

Las variantes V y P del S-300 siguieron desarrollándose. La serie de misiles S-300PM surgió del deseo de integrar la funcionalidad del V de interceptar misiles balísticos en la serie de misiles P. La versión de exportación del S-300PM se denomina S-300PMU, y se puede seguir la evolución más reciente del S-300 en las capacidades enumeradas de estos misiles, hasta llegar al S-400.

De hecho, las primeras versiones del S-400 se llamaban S-300PMU-3, lo que indica una tercera modernización de la versión móvil del S-300 para la defensa aérea. Cuando el sistema se presentó por primera vez en MAKS 2007, se observó que la mayoría de los vehículos eran externamente similares al sistema S-300PMU-2.

Sin embargo, los avances en la tecnología de misiles y radares hacen que el avance de ~2 veces «frente a los sistemas de misiles anteriores» sea posible en el S-400. Los nuevos radares utilizados en el S-400 lo hacen probablemente muy capaz frente a casi todos los objetivos aéreos.

Otro aspecto clave del S-400 es la capacidad de utilizar cuatro tipos diferentes de misiles con distintos pesos y capacidades, lo que permite que el sistema por sí solo forme una gran parte de una defensa aérea por capas. Esto convierte al S-400 en un sistema más flexible. También puede utilizar misiles empleados por variantes anteriores del S-300.

Los nuevos misiles del S-400 amplían previsiblemente su alcance hasta los 240 kilómetros contra objetivos aéreos, una mejora respecto al S-300PMU-1, que podía llegar hasta los 150 kilómetros, y al S-300PMU-2, que podía llegar hasta los 200 kilómetros. Los misiles más nuevos, como el 40N6, pueden incluso aumentar el alcance del S-400 hasta los 400 kilómetros.

¿Qué significa esto sobre el S-400? En el fondo, sigue siendo un sistema relativamente móvil diseñado para las fuerzas de defensa aérea. Aunque representa un importante salto de capacidad (especialmente en comparación con el despliegue de los sistemas S-300PT/PS de primera generación) y es significativamente más flexible que las variantes anteriores del S-300, la evolución del S-300 hacia un sistema más flexible y capaz ya estaba en marcha con las diversas subvariantes del S-300PMU.

En cambio, el Ejército ruso ha seguido desarrollando el S-300V hasta convertirlo en el S-300V4 y el S-300VM (Antey 2500 para la exportación), que incorpora una tecnología de misiles y radares más moderna para darle el mayor alcance (200 kilómetros) de los S-300PMU posteriores. También añade un nuevo TEL que tiene un pequeño radar de guiado de misiles integrado en el vehículo, lo que posiblemente reduzca el número de vehículos en el campo.

Aunque las capacidades del S-400 pueden parecer un salto significativo, han llegado a ellas gracias a la lenta evolución de los misiles S-300 anteriores. Muchas de las características avanzadas, como la interceptación de misiles balísticos, los misiles intercambiables y modulares y el acoplamiento multicanal han estado presentes en el sistema durante mucho tiempo, y el S-400 sólo se basa en los puntos fuertes existentes del S-300 para convertirlo en una amenaza aún más mortífera.

Tal vez te puede interesar: Irán podría estar cerca de incorporar el sistema S-400 ruso

2 COMENTARIOS

  1. Estimado Juan Carlos:
    Se agradece el excelente y detallado artículo sobre el desarrollo y capacidades de estos sistemas AA.
    Slds.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.