Desde que la pandemia comenzó a afectar al país, el Ejército Argentino dispuso todos sus medios para colaborar en las tareas sanitarias. Posteriormente, organizado el Operativo General Belgrano, la Aviación del Ejército aprestó su equipamiento para comenzar distintas tareas de apoyo, entre vuelos de observación, traslados sanitarios y otras tareas de apoyo, mientras incluso trabajaba en desarrollos para sus unidades buscando ampliar las capacidades sanitarias de sus misiones.

En dialogo con Zona Militar, autoridades de la fuerza comentaron que el apresto fue instantáneo a partir del embate del covid-19 y que a partir de allí comenzaron a planificar mejoras para el propio comando. Una de las lineas planteadas fue el desarrollo de módulos de bioseguridad, trabajados conjuntamente con la empresa Geotex. «Desde marzo comenzamos a hacer un seguimiento de lo que estaban haciendo distintos ejércitos amigos en el marco de la pandemia. Vimos que estaban haciendo y como lo llevaban a cabo y avanzamos con distintos prototipos de módulos».

Actualmente el Comando trabaja en un nuevo modulo, denominado tipo B, para el traslado de un mayor numero de posibles infectados. «Estamos trabajando en un modulo del tipo B, ya no para traslado de una camilla, sino que sea para traslado de pacientes covid sentados. El Ejército Argentino tiene personal desplegado en todo el país y en ese sentido, si hay positivos hay que evacuarlos y quizá no es necesario traerlos en camilla. En este caso podremos traer hasta 5 personas» sostuvo la fuente en comunicación con este medio.

Agregó: «estamos avanzando en un proyecto para equipar 10 helicópteros UH-1H (con módulos), uno por cada sección de aviación que tiene el Ejército, y tener 4 helicópteros en Buenos Aires para poder desplazarse a algún lugar en que se necesite (apoyo sanitario)». Estas 4 unidades van a estar a disposición del Ejército Argentino ante un caso de reposicionamiento, teniendo un tiempo de menos de 2 horas para comenzar a operar en cualquier lugar del país. Los costos que surgen de este proceso ya han sido elevados al Estado Mayor Conjunto para su evaluación posterior.

También bajo la intención de estar preparados ante una expansión de las tareas sanitarias, realizar instalaciones en otras aeronaves Cessna 208 Grand Garavan EX. Actualmente una de las aeronaves se encuentra preparada para este tipo de tareas con pacientes con enfermedades infectocontagiosas. La intención del Ejército Argentino es trabajar sobre dos o tres aeronaves más: en primer lugar sobre la que ya esta preposicionada en Córdoba, otra unidad en Campo de Mayo, desde donde saldría a cualquier parte del país en que se necesiten traslados y una unidad con el modulo especial tipo B con mayor capacidad.

Los desarrollos modulares, la instalación de distintas capacidades en las aeronaves y el apresto para el redespliegue en muy poco tiempo son las lineas de trabajo que actualmente tiene la Aviación del Ejército Argentino para apoyar las tareas que viene aplicando el Comando Operacional del Estado Mayor Conjunto dentro de la Operación General Belgrano. Un dato que resulta esencial remarcar es que desde que comenzó la pandemia en el país, las distintas secciones de aviación no han dejado de entrenar y operar en el marco de su misión principal.

Te puede interesar: El Ejército Argentino incorpora un modulo de bioseguridad aerotransportable

¡Apoyanos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.