USS Ronald Reagan

El Mar del Sur de China es una región en disputa donde al menos 7 países han hecho reclamos de soberanía sobre las islas y archipiélagos de la región marítima. El Mar del Sur de China alberga en sus aguas una de las rutas de transporte marítima más importante del mundo para el comercio internacional, donde se movilizan grandes buques de pesa, reservas de petróleo, gas, etc. Los países que poseen reclamos soberanos son: China, Taiwán, Vietnam, Filipinas, Malasia, Brunéi. Por otro lado están quienes sostienen intereses sobre la región como los Estados Unidos, Australia, Japón, entre otros países aliados.

La región se encuentra sufriendo uno de sus momentos más tensos en materia diplomática, sobre todo en lo que respecta a las relaciones bilaterales entre China y EE.UU.

Recientemente EE.UU. anunció que el Grupo de Ataque del portaaviones USS Ronald Reagan (CVN 76) de la Marina de los Estados Unidos ingresó al Mar del Sur de China a principios de mes dónde han estado realizando operaciones aéreas. En línea general China se opone a la actividad naval estadounidense en el mar, a pesar de que el mismo este regido por el derecho internacional.

El Grupo de Ataque incluye el portaaviones USS Ronald Reagan (CVN 76), su ala aérea, el crucero de misiles guiados USS Antietam y los destructores USS Mustin y USS Rafael Peralta.

En un comunicado de prensa se informó sobre las operaciones que está realizando allí el Grupo de Ataque del portaaviones Ronald Reagan de la Marina de los Estados Unidos (US Navy) donde se dijo que la marina está practicando «operaciones y ejercicios de estabilidad marítima de alto nivel». A si mismo el comunicado afirma que las «operaciones en el Mar del Sur de China continúan demostrando un compromiso duradero de Estados Unidos con sus aliados y socios, con un enfoque cooperativo para la estabilidad regional y la libertad de los mares».

Como respuesta a los ejercicios navales de la US Navy, China intensificó su presencia y está llevando a cabo otra ronda de simulacros militares en la región, situación que no ha hecho más que remarcar las crecientes tensiones entre ambos países.

La Maritime Safety Administration de EE.UU. dijo que los ejercicios chinos se realizaron de lunes a domingo y que se les advirtió de que se mantuvieran alejados a una distancia de 5 millas náuticas (9.26 kilómetros) de las áreas de perforación. Hace unos meses, varios medios de noticias regionales publicaron sobre la «puja ilegal que lleva a cabo China sobre el Mar del Sur de China y de los yacimiento petrolífero que allí se encuentran», acusando a China de acosar los yacimientos petroleros y de minerales que están operando en la región, con sus buques de la Guardia Costera.

Constantemente la Armada del Ejército Popular de Liberación de China se enfrenta a buques de guerra estadounidense cuando están llevan a cabo las conocidas «operaciones de libertad de navegación», y lo mismo sucede con Australia, que aunque no tiene pretensiones de soberanía sobre las islas y archipiélagos de la región, al igual que Estados Unidos, desafía a China por el control de la vía fluvial estratégica comercial.

Otra estrategia usada por China ha sido la vía diplomática. Recientemente se informó que China habría convocado a la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN por sus siglas en inglés) para buscar su respaldo ante la insistente presencia desafiante de EE.UU. en la región.

Pero no está claro si la reunión, informada el lunes por el medio South China Morning Post de Hong Kong, arrojó algún beneficio inmediato para China, puesto que las relaciones entre China y ASEAN no han sido demasiado fructíferas últimamente. Los medios regionales han dicho que las mismas se encuentra actualmente «en el limbo».

Tal vez te pueda interesar: China acusada de explotar la crisis del covid-19 para afirmar su control sobre el Mar del Sur de China

Imagen de portada cortesía de MC3 Erica Bechard US Navy

¡Apoyanos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.