Noticias de Rusia

Que fuerzas posee Rusia aparte del Ejército, la Armada, la Fuerza Aérea y las Tropas Espaciales y Estratégicas Nucleares?.
 

Sebastian

Colaborador
Que fuerzas posee Rusia aparte del Ejército, la Armada, la Fuerza Aérea y las Tropas Espaciales y Estratégicas Nucleares?.
Tambien estan las Tropas Aerotransportadas, tengo entendido que son un componente "independiente" de las FF.AA rusas, como las Tropas Espaciales y Nucleares.
Despues estan las tropas del Ministerio del Interior, que pariciparon en la guerra de Chechenia, aunque no estan incorporadas en si a las FF.AA.
 

joseph

Colaborador
Colaborador
Que fuerzas posee Rusia aparte del Ejército, la Armada, la Fuerza Aérea y las Tropas Espaciales y Estratégicas Nucleares?.

Si no me equivoco las tropas aerotransportadas son una rama por separado del ejercito o fuerza aérea. Pero la anterior nota se debe referir a muchas fuerzas internas a cargo de muchos ministerios o secretarias. En Rusia están unificando fuerzas para tener todo más organizado y abaratar costos seguro.
 
Si no me equivoco las tropas aerotransportadas son una rama por separado del ejercito o fuerza aérea. Pero la anterior nota se debe referir a muchas fuerzas internas a cargo de muchos ministerios o secretarias. En Rusia están unificando fuerzas para tener todo más organizado y abaratar costos seguro.

Ah, eso es muy razonable.
 

Sebastian

Colaborador
Ex militar ruso será juzgado por venta de mapas secretos a EEUU
Moscú, 3 de abril, RIA Novosti.

La Fiscalía General de Rusia anunció hoy haber remitido a los tribunales el expediente de Vladímir Lazar, ex oficial del Ejército al que imputa la venta de mapas topográficos clasificados a un agente estadounidense.
La portavoz de la Fiscalía, Marina Gridneva, precisó que Lazar entregó estos mapas a su ex compañero de estudios, un tal Alexandr Lesment, quien colabora activamente con los servicios secretos de EEUU.
Por encargo del agente, que desde 1994 se dedica a buscar y traspasar a EEUU materiales topográficos, en particular, los de carácter confidencial, Lazar compró a un coleccionista más de 7.000 mapas topográficos digitalizados de Rusia, los copió a su disco duro y los llevó a Bielorrusia donde los entregó a Lesment a través de un intermediario.
“El Departamento de Defensa de EEUU recibió (de esta manera) mapas topográficos que contienen datos clasificados como secreto de Estado, según el dictamen de expertos. Su transferencia a las instituciones castrenses de otros países podría causar un daño considerable a la seguridad externa de Rusia y haría posible la planificación de eventuales acciones militares”, señaló Gridneva.
Vladímir Lazar, actualmente coronel en situación de reserva, tuvo acceso a información clasificada tanto en el período de servicio en una unidad de geodesia militar, de 1975 a 2003, como posteriormente, cuando pasó a trabajar para una empresa especializada en reconocimiento catastral. Estudió junto con Alexandr Lesment en una escuela de topografía militar, en la década de 1970.
http://www.sp.rian.ru/Defensa/20120403/153318336.html
 

Sebastian

Colaborador
Rusia y los países de la CEI valoran las ventajas de la cooperación con la OTAN

Los contactos entre la OTAN y los países de la Comunidad de Estados Independientes (CEI), sobre todo Rusia, se intensificaron notablemente en las últimas semanas.
Fue muy significativa la declaración del secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, que hablando de la posibilidad de la creación de un centro de tránsito de cargas a Afganistán en la ciudad rusa de Uliánovsk, dijo: “Desde luego no estamos de acuerdo en todo pero por lo menos nos escuchamos e intentamos encontrar soluciones”.
La posibilidad de una fructífera cooperación con la OTAN fue uno de los temas centrales en la reunión del Consejo de Ministros de Exteriores de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC) celebrada el pasado 6 de abril en Astaná, la capital de Kazajstán.

Desatando el nudo de Afganistán
No es ningún secreto que en Afganistán la OTAN no controla las provincias sureñas de mayoría pastún y tampoco es capaz de garantizar la seguridad en Kabul ni en el norte del país.
En esta situación la retirada de las fuerzas de la OTAN fijada para el año 2014 podría llevarse a cabo mucho antes convirtiéndose en una huida del “cementerio de los imperios”.
Se planea que la presencia de EEUU en esta región ‘explosiva’ pero estratégicamente muy importante se mantendrá gracias al traslado de su infraestructura militar a los países de Asia Central.

Según los datos de los analistas militares, ya en 2010 los estadounidenses hicieron planes para construir bases e instalaciones militares en el territorio de los cinco países de Asia Central y EEUU anunció su disposición para destinar más de 40 millones de dólares a la construcción de los centros de entrenamiento militares en Osh (Kirguizistán) y Karatog (Tayikistán), un centro de entrenamiento y una base de helicópteros en las inmediaciones de Almaty (Kazajstán) al igual infraestructuras para el equipamiento de los puntos de control fronterizo en Uzbekistán, Turkmenistán y Kirguizistán.
Un lugar especial en los nuevos planes de Washington y Bruselas está reservado para Tashkent. A partir de febrero de 2012 los jefes de los departamentos militares de los países miembros de la Alianza iniciaron una serie de visitas a la capital uzbeka. En Tashkent ya estuvieron con una visita los ministros de Defensa de Lituania, Gran Bretaña, Alemania y Polonia.

Esta intensa actividad diplomática culminó con la llegada en marzo del jefe del Comando Central de EEUU, el general James Mattis, que fue recibido por el presidente del país, Islam Karímov. Según la versión oficial, en el curso del encuentro las partes intercambiaron opiniones sobre la solución para el problema afgano y sobre las perspectivas del desarrollo de las relaciones bilaterales, también en materia militar.

Los expertos opinan que la razón de la inusitada actividad de la OTAN en Uzbekistán está en que la Alianza pretende convencer a Tashkent de que acepte la presencia en su territorio de un contingente militar de la OTAN tras su retirada de Afganistán.
Algo similar, aunque menos intenso, ocurre en torno a Tayikistán. Por ahora en el país está emplazado solo un reducido contingente de las Fuerzas Aéreas de Francia en el territorio del aeropuerto de la capital tayika, Dushanbe. Al mismo tiempo la expansión de la presencia militar de la OTAN en el país provoca una reacción adversa de Irán, cuya postura no puede dejar de importar a Dushanbe.
Los líderes de Asia Central esperan contribuir a la estabilidad de sus países al firmar acuerdos con la OTAN, pero sus pasos podrían conducir a los resultados contrarios.

Desde luego, los planes de EEUU de fortalecer sus posiciones de Asia Central no entusiasman al Kremlin. No es casual que en los últimos años la Alianza Atlántica plantee (aunque no declare) como uno se sus principales objetivos conseguir que Rusia coopere más en la solución del problema afgano.
Conociendo la gran preocupación de Moscú por el creciente tráfico de drogas desde la región, Washington propuso en más de una ocasión llevar a cabo operaciones conjuntas para la eliminación de cultivos de opio y bases de producción de la heroína.

Pero Rusia, que recuerda la triste experiencia de una larga guerra de la URSS en Afganistán, comprende que cualquier intervención abierta destinada a “desatar” el nudo afgano puede conducir a unas consecuencias imprevisibles y muy indeseables para Moscú.

Una vez más el Escudo Antimisiles
Otro obstáculo en las relaciones entre Moscú y Washington sigue siendo la cuestión del despliegue del escudo antimisiles de EEUU, que en su tercera fase prevé el emplazamiento de sus elementos en el territorio de los países de la CEI.
Hay que reconocer que la administración de Barack Obama, a diferencia de la de George Bush hijo, renunció al propósito de acelerar la incorporación de los países postsoviéticos, en primer lugar de Georgia y Ucrania, a la OTAN. La última rueda de prensa del secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, y el presidente georgiano, Mijaíl Saakashvili, celebrada el 3 de abril en Bruselas, lo pone de manifiesto: la Alianza prometió una vez más a Tbilisi que sería admitida, pero sin concretar las fechas.

Esta actitud dio lugar a comentarios por parte de algunos expertos, que ven a EEUU dispuesto a reconocer los intereses de Rusia en la CEI y dejar de expandir su infraestructura militar al espacio postsoviético. Sin embargo, los últimos acontecimientos desmienten esta hipótesis.
Washington ya declara abiertamente que cuenta con que los países de la CEI sirvan de base territorial para realizar la tercera fase del despliegue del escudo antimisiles. El director de la oficina de enlace de la OTAN en Kiev, Marchin Koziel, no oculta que el despliegue de los elementos del sistema es una prioridad para la alianza. También, señaló que durante la cumbre de Lisboa, los líderes de la OTAN llegaron a un acuerdo sobre la posibilidad de involucrar a países no miembros de la misma en el escudo. Koziel apuntó que gracias a "sus misiles balísticos, su tecnología, su saber hacer, su experiencia o por el proceso de integración en la Unión Europea", Ucrania estaría dentro de esta calificación.

Las declaraciones de un funcionario de un rango relativamente bajo no significan que la cuestión sobre el emplazamiento en Ucrania de los elementos de este sistema esté solucionada a nivel político. Lo más probable es que sea un avance para ver la reacción de Rusia ante una propuesta tan radical.
Otra cuestión es que el gobierno ucraniano utilice el tema del escudo antimisiles para presionar a Rusia en el eterno conflicto gasístico. El gobierno de Moldavia, a su vez, apoyó recientemente el despliegue del sistema de Defensa Antimisiles (DAM) en Rumania, lo cual tampoco gustó en Moscú.
Rusia intenta tomar la iniciativa con respecto al problema en torno a la DAM. Para principios de mayo de este año el ministerio ruso de Defensa ha convocado una conferencia internacional dedicada a la Defensa Antimisiles, a la que invitó a los dirigentes militares de los países miembros de la OTAN, la OTSC y la CEI.
Está por ver qué puede proponer Moscú a sus socios de la CEI para no permitir la expansión de la DAM estadounidense.

Evitar la guerra en Irán
La postura de Rusia, que está en contra de una eventual operación militar en Irán, resulta más sólida. Contribuye a ello el hecho de que dentro de la misma alianza no haya consenso con respecto a la posibilidad de aplicar el uso de fuerza.
Turquía manifestó claramente que no permitirá que la OTAN utilice su territorio para atacar a Irán. La declaración del jefe del Pentágono, Leon Panetta, que afirmó que EEUU considera que la acción militar es la última alternativa por si fracasan las otras, demuestra cierta flexibilidad de Washington en este asunto.

Moscú ahora tiene tiempo para realizar maniobras diplomáticas con el objetivo de evitar la operación militar en un país que tiene frontera con la CEI.
Hasta el momento el Kremlin consiguió que sus aliados de la CEI lo apoyen en su postura sobre Irán. Incluso Azerbaiyán, considerado por EEUU y la OTAN un aliado estratégico, se distanció oficialmente de los posibles ataques contra la República Islámica.

Siendo miembro del “sexteto” de mediadores internacionales para el problema iraní, Rusia tiene posibilidad de hacer llegar sus argumentos no solo a EEUU sino también a otros estados miembros de la Alianza. En este contexto es de suma importancia el hecho de que la postura rusa y de los países de la CEI sea respaldada por otro miembro del sexteto: China.

No cabe duda que es ridículo hoy en día ver a la OTAN a través de los estereotipos ideológicos de la época soviética. Pero también sería muy infantil pensar que la Alianza es un club inofensivo que persigue objetivos exclusivamente humanitarios: está claro que la cooperación de Moscú y la OTAN solo podrá realizarse mientras no menoscabe los intereses nacionales de Rusia, incluidos sus intereses en el espacio postsoviético.

En mayo de 2012 es el 20º aniversario de la firma del Tratado de Seguridad Colectiva. Sería muy lógico y apropiado que Rusia, en el marco de los eventos dedicados a la celebración de esta fecha, presentara a sus socios de la CEI una clara propuesta de arquitectura de seguridad.
*Innokenti Adiasov es miembro del consejo de expertos dependiente del Comité para Asuntos de la CEI de la Duma del Estado (cámara baja del Parlamento ruso)
http://www.sp.rian.ru/opinion_analysis/20120409/153369921.html
 
Ex militar ruso será juzgado por venta de mapas secretos a EEUU
Moscú, 3 de abril, RIA Novosti.

La Fiscalía General de Rusia anunció hoy haber remitido a los tribunales el expediente de Vladímir Lazar, ex oficial del Ejército al que imputa la venta de mapas topográficos clasificados a un agente estadounidense.
La portavoz de la Fiscalía, Marina Gridneva, precisó que Lazar entregó estos mapas a su ex compañero de estudios, un tal Alexandr Lesment, quien colabora activamente con los servicios secretos de EEUU.
Por encargo del agente, que desde 1994 se dedica a buscar y traspasar a EEUU materiales topográficos, en particular, los de carácter confidencial, Lazar compró a un coleccionista más de 7.000 mapas topográficos digitalizados de Rusia, los copió a su disco duro y los llevó a Bielorrusia donde los entregó a Lesment a través de un intermediario.
“El Departamento de Defensa de EEUU recibió (de esta manera) mapas topográficos que contienen datos clasificados como secreto de Estado, según el dictamen de expertos. Su transferencia a las instituciones castrenses de otros países podría causar un daño considerable a la seguridad externa de Rusia y haría posible la planificación de eventuales acciones militares”, señaló Gridneva.
Vladímir Lazar, actualmente coronel en situación de reserva, tuvo acceso a información clasificada tanto en el período de servicio en una unidad de geodesia militar, de 1975 a 2003, como posteriormente, cuando pasó a trabajar para una empresa especializada en reconocimiento catastral. Estudió junto con Alexandr Lesment en una escuela de topografía militar, en la década de 1970.
http://www.sp.rian.ru/Defensa/20120403/153318336.html


Y esos mapas como llegaron a manos de un coleccionista? me parece que alguna cabeza más va a rodar.

Un abrazo
 

Sebastian

Colaborador
Una nueva carrera armamentística se cierne sobre el mundo

El presidente ruso, Dmitri Medvédev, y su homólogo estadounidense, Barack Obama, suscribieron el 8 de abril de 2010 el nuevo Tratado de la Reducción de las Armas Estratégicas Ofensivas (START) durante un encuentro que celebraron en Praga.
Pasados dos años, parece que ambas partes le han sacado todo el provecho posible a este Tratado. EEUU y Rusia mantienen serias discrepancias sobre la defensa antimisiles y otras cuestiones y están al borde de una nueva carrera armamentística.

A la virtud por necesidad
Rusia y EEUU se comprometieron mediante el Tratado START a reducir su arsenal de armas estratégicas ofensivas hasta 1.550 ojivas nucleares y 800 vehículos correspondientes, desplegados y en reserva.

Rusia logró cancelar la presencia permanente de inspectores estadounidenses en la planta de Votkinsk (República de Udmurtia en la región del Volga), productora de misiles Topol-M, Yars y Bulavá, base del escudo antimisiles de Rusia. Además, los procedimientos de intercambio de información de telemetría sobre el lanzamiento de misiles se hicieron más flexibles.

Pero teniendo en cuenta el ritmo de envejecimiento de los misiles que están en los arsenales del Ejército ruso que este heredó de la época soviética, 1.550 ojivas nucleares no es el límite de la reducción natural.


El nuevo tratado de reducción de armas ofensivas estratégicas (START) prevé un recorte sustancial de los arsenales nucleares.

Los misiles obsoletos de ojivas múltiples que se retiran del servicio operativo pueden reducir la cantidad de ojivas desplegadas. Si Rusia no acelera el proceso de la incorporación a los arsenales del Ejército de nuevos sistemas de misiles con ojivas de de reentrada múltiple, su potencial nuclear se reducirá a niveles más bajos que los estipulados en el Tratado START.


Según los expertos, si la tendencia actual persiste, la cantidad de ojivas podrá reducirse hasta el nivel de 1.100 o 1.200, incluidas las desplegadas a bordo de aviones estratégicos que desempeñan más bien un papel secundario en la triada nuclear de Rusia.
Por eso Rusia se verá obligada a incorporar nuevo armamamento nuclear en servicio operativo a ritmo acelerado para mantener el arsenal de armas estratégicas ofensivas a nivel estipulado en el Tratado START.

Según un análisis realista de la situación, Moscú era incapaz de mantener un número más grande de las ojivas nucleares en los vectores estratégicos. En este sentido, se puede considerar el Tratado START como la victoria pragmática de la diplomacia rusa.

En otras palabras, Moscú obligó a EEUU a firmar un documento jurídicamente vinculante para adaptarse a la reducción natural de las armas estratégicas ofensivas de Rusia que no depende de los procesos del desarme mundial. Es decir, se hizo de la necesidad virtud.
No es un éxito espectacular para la anterior potencia nuclear, pero ¿ha existido alternativa? Esta alternativa era simple. Rusia perdería sus ojivas en todo caso sin que EEUU se comprometiera a reducir su arsenal y cancelar una serie de procedimientos y restricciones que molestaban a la industria militar rusa y a los militares.

Gestión estratégica de riesgos
Parece que es el único resultado positivo del Tratado START. Los modestos éxitos conseguidos en el ámbito de reducción de las armas estratégicas ofensivas son de poca importancia en comparación con el rearme progresivo de las fuerzas estratégicas estadounidenses que van mejorando la calidad del control de combate y su capacidad combativa.
El tema del escudo antimisiles que EEUU y la OTAN están desplegando en Europa ya provoca náuseas y últimamente se convirtió en el principal objeto de discrepancias entre Moscú y Washington.

EEUU planea crear su propio sistema de defensa antimisiles, que será móvil, de arquitectura flexible, dotado con equipos informáticos y de designación de objetivos de alto nivel de integración. Además, se prevé desarrollar la capacidad combativa de este sistema.
Rusia considera esta infraestructura como una amenaza potencial capaz de afectar el potencial de las Tropas de Misiles Estratégicos de Rusia de asestar el golpe de represalia.

Moscú mantiene una postura rígida exigiendo garantías técnicas y jurídicamente vinculantes de que el escudo antimisiles en Europa no apuntará a Rusia.
Washington niega a Moscú las anunciadas garantías jurídicas, mientras que da a entender que continuará desplegando el escudo antimisiles y exige inciar la discusión sobre el control de los arsenales nucleares tácticos, lo que provoca una reacción negativa del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Rusia.

Hacia el verano de 2011, la situación llegó en un callejón sin salida.
Otro tema que suscita menor polémica es el concepto PGS (Ataque Inmediato Global), aprobado hace poco en las Fuerzas Armadas de EEUU.
La idea principal es desarrollar las armas convencionales de alta precisión para atacar cualquier sitio en la tierra en los sesenta minutos siguientes desde el momento en que se ha tomado la respectiva decisión.

En el marco del concepto, EEUU planea utilizar tres tipos de armas. Se trata de ojivas convencionales de alta precisión para los misiles balísticos emplazados en submarinos Trident, misiles alados hipersónicos (hoy por hoy, su prototipo X-51 Waverider está sometido a pruebas), así como las “plataformas espaciales”.
Al parecer se trata de aviones espaciales no tripulados, uno de los cuales, el X-37, está pasando pruebas en la órbita terrestre durante más de un año.

Perspectivas vagas
EEUU está desplegando un sistema de defensa antimisiles flexible, capaz de modernizarse fácilmente, que podría hipotéticamente utilizar cualquier dispositivo móvil. Es evidente que Rusia ve amenaza en estas armas ofensivas, capaces de asestar un “golpe desarmante” contra la infraestructura de las fuerzas nucleares estratégicas de Rusia.

Moscú puede reaccionar con la denominada “respuesta técnico-militar” que prevé el despliegue de nuevos sistemas de misiles dotados de equipos con mejoradas capacidades de romper el escudo antimisiles.
Rusia eligió la estrategia eficaz de asestar un golpe nuclear masivo contra el escudo antimisiles del enemigo. Los militares son personas prácticas y tratan de estimar cuántas lanzaderas podrían sobrevivir en el golpe de represalia y cuántas alcanzarían sus objetivos en el territorio del enemigo.
Es difícil adivinar ahora qué estipulará el siguiente Tratado START, que se firmará hipotéticamente en 2020.

La situación para el desarrollo del proceso de negociaciones sobre la reducción de las armas nucleares deja mucho que desear. Una nueva carrera armamentística, quizás a menor escala que en la época de la “guerra fría”, parece lo más probable.
http://www.sp.rian.ru/opinion_analysis/20120410/153376181.html
 

Sebastian

Colaborador
Las agencias de seguridad privadas, un ejército en la sombra



Es probable que en un futuro próximo en Rusia aparezcan agencias de seguridad privadas que podrán actuar también en el extranjero.

Así lo dijo el actual primer ministro y el presidente electo del país Vladimir Putin. En el mundo el uso de tales estructuras es muy amplio pero la situación rusa tiene algunas particularidades.

Herramientas indirectas
Al presentar el informe anual sobre la gestión de su gabinete en la Duma de Estado, la Cámara baja del Parlamento ruso, Vladimir Putin comentó, contestando una pregunta al respecto, que las agencias de seguridad privadas son una herramienta para velar por los intereses nacionales sin la participación directa del estado. El jefe del Gobierno no descartó la posibilidad de que Rusia utilice esta herramienta en un futuro.

Para entender de qué se trata hace falta recurrir a la experiencia histórica y analizar la específica situación en Rusia.

Los corsarios del siglo XX

Uno de los intentos de utilizar las herramientas indirectas de este tipo es bien conocido: durante la década de los 60 del siglo XX, los mercenarios fueron usados con asiduidad en los conflictos del continente africano. Debido a la intervención de las empresas militares privadas casi se forman dos nuevos estados en África: en Katanga, la provincia más sureña y rica en cobre de la República Democrática del Congo que se independizó y solo pudo ser reintegrada al país gracias a la intervención militar de la ONU, y luego en Biafra, la región sudoriental de Nigeria que proclamó su independencia en 1967.

Los antiguos imperios despojados de sus colonias africanas necesitaban instrumentos para estabilizar el continente, y al principio para este objetivo se sirvieron de los grupos armados de europeos contratados por los gobiernos locales para combatir a la guerrilla “mala”. O, al revés, para derrocar a los gobiernos “malos”, cosa que solían hacer sin ruido y de noche a la mañana.

No obstante, algunas veces las intervenciones de este tipo terminaban en escándalos. Por ejemplo cuando el francés Bob Denard, que había participado en numerosas campañas en África en bastantes países generalmente ofreciendo sus servicios a Francia, intentó dar golpe de Estado en Benín, pero fracasó y sus mercenarios escaparon de milagro. Sin embargo su siguiente intento, la intervención en las Comores, fue un éxito absoluto.

Las bases de mercenarios que actuaban en el continente negro estaban en el África Austral, donde predomina la población de raza blanca, sobre todo en la Rodesia de Ian Smith y en la Sudáfrica de los bóers. Fue allí donde se consolidó, a pesar de las sanciones internacionales y la aprobación de la Convención Internacional contra el reclutamiento de mercenarios, el modelo de modernas empresas militares privadas que trabajaban con los gobiernos africanos para “garantizar la seguridad en circunstancias complicadas”. La más conocida de ellas era la sudafricana Executive Outcomes que, bajo la presión internacional, desapareció como persona jurídica pero no como corporación real.

A mediados de 1990 hubo cambios en el mercado global de empresas militares privadas ya que tras terminar la guerra fría muchos profesionales militares en los países miembros de la OTAN se quedaron sin trabajo. También los ex militares soviéticos cumplieron misiones como pilotos y técnicos en las Fuerzas Aéreas africanas. A la vez creció demanda de servicios de las agencias militares privadas: en la periferia de la antigua Unión Soviética estallaron conflictos y guerras locales, mientras los regímenes africanos se lanzaron a la lucha por el control de los escasos recursos naturales.

“Siglo de platino”

En estas circunstancias los gobiernos occidentales tuvieron que recurrir a esta herramienta al alcance de la mano para pacificar las regiones demasiado agitadas. Los coroneles retirados de los ejércitos británico y estadounidense, que trabajaban en estrecho contacto con sus gobiernos y servicios secretos, llegaron a dominar este mercado. Las empresas militares privadas empezaron a multiplicarse y muy pronto se convirtieron en un elemento clave de la presencia de los países desarrollados en los “puntos calientes” del planeta.

Si la década de los 1960 en el Congo fue ‘el siglo de oro’ de los mercenarios, el primer decenio del nuevo milenio en Irak y Afganistán puede ser considerado el ‘siglo de platino’. En aquella época un mercenario que se encontraba en la zona de combate percibía unos honorarios que superaban los 1.500 dólares al día. La situación resultaba más absurda aún porque los efectivos del ejército estadounidense del mismo rango cobraban lo mismo en una semana realizando las mismas operaciones por deber de su oficio.

Para los finales de la década de 2000, la situación se hizo insostenible: según el informe de la comisión bilateral de contratos militares del Congreso de EEUU, los mercenarios se igualaron en número con los efectivos del ejército estadounidense en Irak y Afganistán. Empezó una fusión inevitable de empresas militares privadas con los suministradores y agencias de servicios que pretendían arrancar un buen bocado de los nuevos gobiernos débiles en Bagdad y Kabul. No obstante, Occidente ya no puede prescindir en los puntos calientes de los mercenarios oficialmente contratados cuyas bajas no interesan a nadie, excepto a su agencia, mientras las tareas que se les encomiendan son muy delicadas. Y en el caso de fracaso ningún gobierno tiene que responder.

En la campaña de Libia de 2011 los agentes privados de seguridad desempeñaron funciones de combatientes e instructores preparados en las filas rebeldes que consiguieron derribar el régimen de Gadafi, aunque después de medio año de lucha y una intervención militar directa de Gran Bretaña, Qatar, Emiratos Árabes y posiblemente Francia.
Empresas militares privadas en Rusia

De modo que se presenta más o menos claro a lo que se refería Vladimir Putin hablando sobre la posibilidad de la formación de las agencias de seguridad privadas en Rusia. Pero a la hora de la realización de esta idea surgen muchos matices.

No es ni siquiera una cuestión de control sobre este nuevo ejército privado, ya que cuando se trata de intereses estatales el control del estado no faltará. Mucho más interesante es analizar las posibles áreas de actividad de este tipo de empresas en Rusia. El mercado nacional no da para mucho, así que por lo visto sus servicios serán reclamados básicamente por las grandes compañías de los sectores extractores para garantizar la seguridad de sus infraestructuras y zonas de explotación tanto en el territorio nacional como fuera del mismo.

Los destinos geográficos de los efectivos de agencias de seguridad privadas también son previsibles. Los procesos de la integración euroasiática, que transforman notablemente el espacio de la Comunidad de Estados Independientes (CEI), obligarán a aumentar la presencia rusa en varios países del espacio post-soviético, en primer lugar en Asia Central y, tal vez, en los territorios autoproclamados del Cáucaso (Osetia del Sur y Abjasia).

Otra posibilidad de uso de este tipo de fuerza es en Afganistán, un punto de interés común de Moscú y la OTAN. El envío de las tropas a los territorios mencionados amenaza con pérdidas políticas y complicaciones locales. Sin embargo, las empresas militares privadas son un buen recurso para solucionar situaciones difíciles.

Al mismo tiempo, es una buena posibilidad de dar trabajo a un gran número de los militares que se están quedando en paro a causa de una política de recortes de personal de los ministerios rusos de Defensa y del Interior.
http://www.sp.rian.ru/opinion_analysis/20120414/153414002.html
--- merged: Apr 14, 2012 7:04 PM ---
Planes de Rusia para estudiar los planetas



http://www.sp.rian.ru/infografia/20120413/153412913.html
 

Sebastian

Colaborador
Rusia reafirma disposición de responder al escudo antimisil con “medidas técnico-militares”

Rusia reafirmó hoy su disposición de tomar “medidas técnico-militares”, si no acuerda con EEUU y la OTAN el futuro de la defensa antimisil (DAM) en Europa.
“Si no logramos acuerdos, lamentablemente podría llegar el momento de tomar medidas técnicas militares concretas para hacer frente al futuro sistema de EEUU y la OTAN, tal y como anunció (el presidente ruso) Dmitri Medvédev el pasado 22 de diciembre”, manifestó a la prensa Serguei Riabkov, viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia.
El diplomático reconoció que “la situación en materia de defensa antimisil no es la mejor porque aún faltan acuerdos con EEUU y la OTAN”. Al mismo tiempo señaló que “el problema DAM, a pesar de lo importante que es, no debería empañar (…) otros aspectos en la de por sí bastante positiva agenda ruso-estadounidense”.
El presidente Medvédev reafirmó en su último mensaje anual al Parlamento, el 22 de diciembre de 2011, que Rusia está abierta a un diálogo constructivo, si Occidente atiende sus preocupaciones en el ámbito de defensa antimisil.
Un mes antes, mencionó la posibilidad de reforzar la defensa aeroespacial del arsenal estratégico nuclear, instalar en misiles balísticos sistemas capaces de burlar el escudo antimisil y emplazar en el oeste y el sur de Rusia modernas armas ofensivas capaces de destruir el componente europeo del sistema DAM.
http://www.sp.rian.ru/Defensa/20120417/153450604.html
 

Sebastian

Colaborador
Rusia vende cada vez más armas a pesar de perder varios mercados

Rusia vende cada vez más armamento y material bélico a pesar de estar perdiendo mercados, declaró hoy el subdirector general de la exportadora estatal de armas Rosoboronexport, Víctor Komardin.
"Perdimos a Europa Central y estamos perdiendo el norte de África. Se nos va China y se nos fue Irán. Son pérdidas considerables pero, no obstante, vendemos cada vez más armas", dijo Komardin quien asiste a la Feria Internacional de Armamento DSA-2012 en Malasia.
Las ventas de armamento y equipo bélico ruso totalizaron US$13,2 mil millones al cierre de 2011. Un año antes, las ventas se habían situado en US$10,4 mil millones.
Según explicó Komardin, este fenómeno se debe a que Rosoboronexport mantiene "buenos precios" que están por debajo de los mundiales.
También reveló que Rosoboronexport gasta US$40 millones anuales para promover el armamento ruso en los mercados internacionales.
"Gastamos cada año hasta 40 millones de dólares para participar en ferias de armamento, mantener oficinas de representación y organizar exhibiciones para clientes extranjeros", apuntó el subdirector general de Rosoboronexport.
http://www.sp.rian.ru/Defensa/20120418/153462340.html
 

Sebastian

Colaborador
La mayoría de los rusos apoya la sepultura de la momia de Lenin según encuesta
El 56% de los rusos cree que el Gobierno debe dar sepultura al cuerpo embalsamado del primer dirigente soviético Vladímir Lenin, que yace en el mausoleo de la Plaza Roja desde 1924, según una encuesta realizada por la Fundación de la Opinión Pública (FOP).
Según FOP, en los últimos seis años aumentó en un 10% el número de personas que apoyan la iniciativa.
Al mismo tiempo, el porcentaje de los adversarios de la idea se ubica en la actualidad en 28%.
La encuesta fue llevada a cabo en vísperas del cumpleaños del líder bolchevique que se celebra el 22 de abril.
El sondeo muestra el respeto de la población rusa hacia la fecha (60%), pero también crece el número de personas que no le dan importancia (de 26% en 2004 a 32% en 2012).
El 54% de los encuestados opina que Lenin fue una buena persona y más de la mayoría está convencida de que su papel en la historia de Rusia fue positivo, una opinión que no comparte el 19% de los rusos.
Por su parte, la mayoría de los lectores de RIA Novosti también cree que el cuerpo de Lenin debe ser enterrado.
La respectiva encuesta fue llevada a cabo en las páginas de la agencias en las redes sociales Facebook y VKontakte. Asimismo, el 67% de los usuarios de VKontakte apoyaron la idea, mientras el 27% la rechazaron. En cuanto a los usuarios de Facebook, el 85% se mostró partidario de sepultar la momia del dirigente de la URSS y el 12% censuró la iniciativa.
El Mausoleo de Lenin en la Plaza Roja


El Mausoleo de Lenin es un monumento clásico de la arquitectura soviética, obra del arquitecto Alexéi Schúsev, que forma parte del conjunto arquitectónico de la Plaza Roja protegido por la UNESCO.

http://sp.ria.ru/neighbor_relations/20120419/153474674.html
 

Sebastian

Colaborador
Medvédev acentúa la importancia de la reforma de las Fuerzas Armadas de Rusia
La reforma de las Fuerzas Armadas de Rusia y la implementación del amplio programa armamentístico son prioridades incondicionales para los próximos años, declaró este martes el presidente saliente de Rusia, Dmitri Medvédev, durante la reunión del Consejo de Estado.
“La reforma de las Fuerzas Armadas y la implementación del programa nacional armamentístico son las prioridades incondicionales para los próximos años”, dijo el mandatario ruso al añadir que Rusia no renunciará a la protección de su soberanía nacional.
En el marco de la reforma de las Fuerzas Armadas, para el año 2012 el número de militares del Ejército ruso se redujo de 1,2 millones a un millón. La reforma prevé asimismo una reducción de la oficialidad de 335 a 220 mil efectivos, en vez de los previstos anteriormente 150 mil, teniendo en cuenta la creación de la unidad de defensa aeroespacial dentro de las Fuerzas Armadas rusas.
Además, la reforma incluye una reestructuración de los distritos militares de Rusia que ahora son cuatro (Oeste, Este, Central y Sur) en vez de los anteriores seis y, en el futuro, la subcontratación de empresas del sector civil para servicios de alimentación y otras funciones impropias del Ejército.
http://www.sp.rian.ru/Defensa/20120424/153518798.html
 

Sebastian

Colaborador
Rusia, ¿superpotencia militar?

Rusia cuenta con un arsenal nuclear que le permite mantener su condición de superpotencia 20 años después del fin de la Guerra Fría. No obstante, sus Fuerzas Armadas están anticuadas y su armamento convencional es en su mayoría obsoleto, mientras la corrupción y la arbitrariedad de los superiores minan la moral de sus tropas.
El Kremlin lo sabe y por eso ha lanzado un ambicioso programa de rearme que le permita defender sus intereses nacionales en cualquier lugar del planeta. A finales de 2020 se verá si Rusia recupera la vitola de superpotencia militar que perdió tras la caída de la Unión Soviética o tendrá que conformarse con cumplir la ardua tarea de proteger las fronteras de su vasto territorio.

Según los últimos datos del Instituto Internacional de Investigación para la Paz de Estocolmo, Rusia ha escalado hasta la tercera posición en el escalafón de países por gasto en defensa en 2011 con 72.000 millones de dólares, un 9,3 por ciento más que el año anterior, tras Estados Unidos (711.000) y China (143.000). No obstante, la novedad radica en que el país cuya jefatura de las Fuerzas Armadas asumirá próximamente Vladímir Putin ha superado en esa clasificación a Francia (62,7) y el Reino Unido (62,5). Y es que el presupuesto militar ruso ha aumentado un 79 por ciento desde que Putin llegara al poder hace poco más de una década.

Mientras los países europeos redujeron el gasto militar debido a la crisis, el presupuesto en defensa ruso, de seguir la actual tendencia, podría aumentar un 53 por ciento en 2014. No todos están de acuerdo con ésta política de rearme del Kremlin, pero en Rusia no hay espacio para la disensión. El todopoderoso ministro de Finanzas, Alexéi Kudrin, discrepó de que Rusia gaste en armamento casi un 4 por ciento del Producto Interior Bruto y eso le costó el cargo, que ostentó durante más de una década. Los expertos advierten que la apuesta de Moscú de gastar unos 700.000 millones de dólares hasta 2020 para reemplazar el 70 por ciento de su armamento y equipos militares es arriesgada, pero el Kremlin desoye toda crítica en su afán de recuperar la grandeza militar perdida.

Rusia es consciente de que no puede competir con Estados Unidos, cuyo gasto en defensa representa más del 41 por ciento mundial, pero sí se propone mantener la paridad nuclear con su antiguo enemigo. Para ello, el Ministerio de Defensa adelantó esta semana que pondrá en servicio en verano los dos primeros submarinos de cuarta generación, destinados a portar los misiles intercontinentales Bulavá. Estos misiles balísticos de emplazamiento marítimo de 8.000 kilómetros de alcance son la gran esperanza rusa de mantener la disuasión nuclear, ya que pueden superar cualquier escudo antimisiles. Submarinos atómicos y misiles intercontinentales forman, junto a la aviación estratégica, la conocida como tríada nuclear rusa.

El terreno donde Rusia ha quedado más rezagada durante los últimos 20 años es en el mar. La Armada rusa acaba de reanudar las patrullas en el Atlántico Norte y en el Mediterráneo, zonas que abandonó por motivos económicos en 1991. Sus maniobras en las costas de Siria, donde los rusos rehabilitan la antigua base naval soviética de Tartus, demuestran que estas ambiciones no son meros delirios de grandeza. No obstante, Rusia no podrá recuperar su vitola de potencia naval con su actual flota, por lo que se propone adquirir cuatro portahelicópteros franceses de la clase Mistral y una veintena de fragatas, corbetas y submarinos diesel.

Desde tiempos de Pedro I El Grande, Rusia ha intentado erigirse en una potencia naval, pero tras la dolorosa derrota ante Japón en 1905, la Unión Soviética optó por los submarinos atómicos, que se convirtieron en el terror de los mares durante la Guerra Fría. Ahora, en cambio, su heredera, la Federación de Rusia ha optado por mantener el equilibrio entre los sumergibles y los buques acorazados. No tiene otra elección, ya que debe mantener su influencia en el Mar Negro, las aguas del Lejano Oriente y el Ártico, escenario de un nuevo gran juego por los recursos energéticos de la región.

La breve, pero cruenta guerra contra Georgia de agosto de 2008 fue victoriosa, pero puso de manifiesto la obsolescencia de las tácticas y del armamento ruso. De contar con una Armada en condiciones, Georgia no se hubiera atrevido a atacar a la separatista Osetia del Sur, según el Estado Mayor ruso. Por eso, el primer civil que ostenta el cargo de ministro de Defensa, Anatoli Serdiukov, tuvo manos libres para reformar las Fuerzas Armadas. Sus reformas han causado gran malestar entre los altos mandos, pero Putin le ha mantenido pese a todo en su puesto.

Los expertos consideran que Rusia va en serio con sus planes de rearme estratégico y convencional, pero ponen en duda que su industria militar sea capaz de alimentar esas ambiciones. Lo más probable es que el Kremlin se vea obligado a recurrir a la transferencia de tecnología, algo en lo que la OTAN tendrá mucho que decir, ya que varios países aliados se oponen a ello. Esos países -los bálticos y Polonia- y también los halcones republicanos en Estados Unidos creen que una Rusia fuerte es una amenaza para la seguridad de Occidente. Sea como sea, Putin está decidido a que Rusia sea respetada por todos los medios y si no es por el petróleo y el gas, lo será por su músculo militar.
http://www.ateneadigital.es/RevistaAtenea/REVISTA/articulos/GestionNoticias_8375_ESP.asp
 
Si, anticuados los T-80 y los T-90, anticuados la familia Flanker y todos sus sistemas de defensa antiaérea, antitanque y armamento personal... Lo dudo mucho... Siguen a la vanguardia tecnológica en lo militar, aún le llevan mucha ventaja a casi todo el mundo en muchas cosas y pueden defenderse muy bien.
 
Si, anticuados los T-80 y los T-90, anticuados la familia Flanker y todos sus sistemas de defensa antiaérea, antitanque y armamento personal... Lo dudo mucho... Siguen a la vanguardia tecnológica en lo militar, aún le llevan mucha ventaja a casi todo el mundo en muchas cosas y pueden defenderse muy bien.

Me da gusto que coincidamos en algo.

¿Es broma el titulo?, discutir la potencia militar de Rusia me parece algo innecesario.
 

Noticias del Sitio

Arriba