La Administración Trump ordenó retirar a la mayoría de las tropas estadounidenses en Somalia. La medida fue denunciada por el Departamento de Defensa (DoD) como una que podría “dañar los logros que el país ha establecido contra al-Shaabab”.

Por su parte, el Pentágono dijo mediante un comunicado de prensa que “la mayoría del personal y activos” en Somalia serán retirados del país de África Oriental a “principios de 2021”. Asimismo, no se ofreció un cronograma específico sobre los movimientos de retiro de tropas.

“Como resultado de esta decisión, algunas fuerzas pueden ser reasignadas fuera de África Oriental”, dice el comunicado. “Sin embargo, las fuerzas restantes serán reubicadas desde Somalia hacia los países vecinos para permitir operaciones transfronterizas tanto de Estados Unidos como de fuerzas asociadas para mantener la presión contra las organizaciones extremistas violentas que operan en Somalia”.

Estados Unidos mantiene alrededor de 700 soldados en Somalia principalmente para entrenar y asesorar a las fuerzas locales somalíes en su lucha contra el mayor afiliado de Al-Qaida, al-Shabab, y afiliados del Estado Islámico. Recientemente, los miembros del servicio estadounidense llevaron a cabo un ataque aéreo que mató a un importante líder de al-Shabab en septiembre.

En respuesta a las duras criticas del DoD, el Pentágono explicó que la decisión de retirar la mayoría de las tropas no cambia la política de Estados Unidos, alegando que, “Estados Unidos no se está retirando ni separándose de África. Seguimos comprometidos con nuestros socios africanos brindando un apoyo duradero a través de un enfoque más político”, dice el comunicado. Y agrega que, “continuaremos degradando a las organizaciones extremistas violentas que podrían amenazar nuestra patria, mientras nos aseguramos de mantener nuestra ventaja estratégica en la competencia de grandes potencias”.

Sin embargo, un informe del Inspector General del Pentágono en noviembre dijo que una reducción de las fuerzas estadounidenses podría dañar los avances, que el gobierno somalí, ha logrado contra al-Shabab. Y afirma que, “a pesar de los muchos años de presión sostenida contra el terrorismo de Somalia, la amenaza terrorista en África Oriental no se degrada. Al-Shabab conserva la libertad de movimiento en muchas partes del sur de Somalia y ha demostrado la capacidad y la intención de atacar fuera del país, incluidos los intereses estadounidenses”, dice el informe del Inspector General, en clara contradicción con los eventos recientes.

Tal vez te pueda interesar: El dron M-9 Reaper de Estados Unidos intentará penetrar el espacio aéreo ucraniano durante un simulacro

1 COMENTARIO

  1. Somalía será siempre un recuerdo amargo para los EEUU. Unos muchachos mal alimentados humillaron a las mejores tropas de EEUU. Queda en la memoria de muchos el cadáver del operador de fuerzas especiales de EEUU siendo arrastrado por las calles de Mogadiscio. A veces subestimar a un enemigo aparentemente débil puede ser fatal.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.