Botado el 14 de diciembre de 2018, el submarino de ataque Riachuelo se encuentra ahora en la fase de preparación final antes de dirigirse a las aguas del Atlántico. El nuevo submarino brasileño realizará primero las pruebas iniciales en el muelle antes de su partida, cuando se probarán los sistemas de propulsión, navegación y comunicación.

En una etapa posterior, los sistemas de armamento del Riachuelo se probarán mediante el lanzamiento de un torpedo pesado F21 y una maqueta del misil antibuque SM39 Exocet Block 2 Mod 2 del MBDA.

Las pruebas en el mar están programadas para durar hasta la primera mitad de 2020, mientras que la puesta en servicio del submarino está programada para octubre de 2020. El Riachuelo será seguido por el submarino Humaitá (S41), cuya botadura está programada en 2020, el Tonelero (S42) en 2021 y el Angostura (S43) en 2022.


Características del Scorpène® brasileño

 Desplazamiento superficial: 1,600 - 2,000 t
 Longitud total: 72 m
 Velocidad sumergido> 20 nudos
 Profundidad de buceo> 300 m
 Autonomía> 45 días
 Tripulación: 35
 Carga total de armas: 18
 Tubos de armas: 6
 Disponibilidad operativa en el mar> 240 días por año

1 COMENTARIO

Deja un comentario