El Ejército de los Estados Unidos (US Army) busca reponer sus stocks de cohetes guiados GMLRS. Así se desprende de un reciente contrato de producción otorgado a la empresa Lockheed Martin, por un valor de USD 521.000.000.

Desde la provisión de los sistemas de artillería de alta movilidad HIMARS a Ucrania, los Estados Unidos ha efectuado un suministro constante de diversos tipos de municiones. En este sentido, en los sucesivos paquetes de ayuda militar, destacan los cohetes guiados GMLRS empleados por los lanzacohetes desplegados en el campo de batalla.

Sin embargo, esto ha tenido su necesario impacto en los stocks de este tipo de cohetes en los arsenales del Ejército de los Estados Unidos. De esta forma, el contrato adjudicado a la empresa Lockheed Martin busca comenzara el proceso de reposición de los mencionados cohetes GMLRS.

Estos contratos demuestran el impacto significativo que GMLRS está teniendo en el campo de batalla como una capacidad de combate vital para nuestros socios internacionales”, dijo William LaPlante, subsecretario de defensa para adquisición y mantenimiento, en un comunicado del 14 de noviembre. “Son excelentes ejemplos de enfoques de contratación que estamos utilizando para acelerar más rápidamente los plazos de adjudicación y, en última instancia, ofrecer capacidad”.

A su vez, otros contratos fueron otorgados a Lockheed Martin para suplir los sistemas de artillería de cohetes de alta movilidad HIMARS enviados a Ucrania; como a los requerimientos de países aliados que han confirmado su intención firme de adquirirlos, junto a sus respectivos lotes de cohetes. De esto se desprende un contrato otorgado a la empresa recientemente por un valor de USD 179.000.000.

En este sentido además de los sistemas HIMARS y cohetes GMLRS transferidos a Ucrania, otros países ya han confirmado la adquisición de estos equipos. Desde las últimas semanas el Departamento de Estado ha autorizado la posible venta de los mencionados sistemas de artillería de cohete, con sus respectivos lotes de munición Estonia, Lituania y Australia. Por su parte, Finlandia ha requeridos la compra de un lote de 400 cohetes GMLRS de las versiones M30 y M31 para ser empleados por sus sistema de lanzadores múltiples M270.

Con esta cuestión presente, y atendiendo los requerimientos del Ejército de los Estados Unidos, como aliados, Lockheed Martin confirmó durante el mes de octubre que planea incrementar la producción, tanto de HIMARS como cohetes GMLRS, en un 60%. Esto se suma a los esfuerzos realizados para incrementar la producción de otros sistemas desplegados en la guerra entre Ucrania y Rusia, como es el caso de los Javelin.

Tal vez te interese Finlandia reforzará su artillería de largo alcance con GMLRS

Publiidad

1 COMENTARIO

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.