Gracias a un comunicado oficial, la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF) adjudicó a Raytheon un contrato para profundizar el desarrollo de misiles hipersónicos. La información se fue divulgado durante el día de hoy por Raytheon Missiles & Defense.

Según lo informado por la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, el contrato posee un valor de USD 985.348.124, siendo otorgado a Raytheon Missiles and Defense. El mismo está enfocado en el desarrollo y demostración de nuevos misiles hipersónicos. Dentro de este programa también se encuentra la empresa Northrop Grumman, la cual esta enfocado en el desarrollo de los motores tipo scramjet. A su vez cuentan con el apoyo del proyecto Southern Cross Integrated Flight Research Experiment (SCIFiRE), impulsado por Australia y Estados Unidos.

No obstante, el objetivo fijado por la Fuerza Aérea de los Estados Unidos es que las empresas involucradas provean de un prototipo operacional de misil hipersónico. De esta forma, el programa avanza de la fase de prototipos a la fase destinada al empleo operacional en pruebas, que pueda ser empleada en combate. El concepto desarrollado por Raytheon Missiles and Defense, en conjunto con Northrop Grumman, se basa en el denominado air-breathing impulsados por un motor scramjet.

Los motores Scramjet utilizan la alta velocidad del vehículo para comprimir a la fuerza el aire entrante antes de la combustión, lo que permite un vuelo sostenido a velocidades hipersónicas: Mach 5 o más. Al viajar a estas velocidades, las armas hipersónicas, como HACM, pueden alcanzar sus objetivos más rápidamente que los misiles tradicionales similares, lo que les permite evadir potencialmente los sistemas defensivos.”, indicó Raytheon Missiles and Defense.

Raytheon Technologies y Northrop Grumman han estado trabajando desde el año 2019 para desarrollar, producir e integrar los motores scramjet de Northrop Grumman en las armas hipersónicas de Raytheon. Sus esfuerzos combinados permiten a ambas compañías producir armas hipersónicas que sean la próxima generación de sistemas de misiles tácticos de los Estados Unidos.

Si bien otras empresas, como Lockheed Martin, participaron en las etapas iniciales del proyecto de misiles hipersónicos; la Fuerza Aérea de los Estados Unidos ha depositado sus recursos y esfuerzos en el equipo conformado por Raytheon y Northrop Grumman. En base a lo relevado por diversos medios, la USAF confía en tener listas para el combate a sus misiles de crucero de ataque hipersónicos (HACM, por sus siglas en ingles) para el año fiscal 2027.

Sin embargo, los esfuerzos de los Estados Unidos y Fuerzas Armadas se han visto complicados por diversos factores, que pueden explicar parte de los retrasos. Entre ellos, según fuentes del Pentágono, se encuentra la falta de infraestructura e instalaciones para la realización de las necesarias pruebas. Estas cuestiones surgen de consultas realizadas por legisladores a los representantes de la industria y del Departamento de Defensa; al constatar los avances que otras potenciales competidores vienen realizando. Más precisamente, la República Popular China y la Federación Rusa. Con esto presente, desde las Fuerzas Armadas y el Departamento de Defensa viene avanzando en subsanar estas falencias de su programa de misiles hipersónicos.

*Imágenes empleadas a modo de ilustración.

Tal vez te interese DARPA y Lockheed Martin realizan con éxito la prueba de vuelo del futuro misil hipersónico de los EE.UU.

Publiidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.