En el marco del Ejercicio Conjunto «Tápio 2021» organizado por la Força Aérea Brasileira, la Fuerza Aérea de los Estados Unidos ha desplegado dos helicópteros de búsqueda y salvamento Sikorsky HH-60G Pave Hawk en la Base Aérea de Campo Grande, Mato Grosso do Sul. El transporte de las mencionadas aeronaves se realizó por medio de C-17 Globemaster III pertenecientes al 105th Airlift Wing, unidad perteneciente a la Guardia Aérea de Nueva York.

Las actividades de la segunda fase del ejercicio «Tápio 2021» tienen como objetivo simular operaciones aéreas propias de un ambiente operacional similar al que la FAB encontraría a la hora de participar en misiones de paz de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Esto incluye el despliegue en un escenario de guerra no convencional, en el que el combate es contra fuerzas insurgentes o paramilitares, debiendo ejecutar misiones de ataque, exploración, infiltración aérea, Búsqueda y Rescate en Combate (CSAR) entre otras.

Durante los días que durará las actividades aéreas conjuntas, la Força Aérea Brasileira pondrá a disposición distintas aeronaves pertenecientes a su aviación de caza, transporte, reconocimiento y de ala rotativa. Entre ellos, participarán los AMX International AMX A-1 y Embraer A-29A Super Tucano, aviones de transporte Lockheed C-130 Hércules, Airbus C-105 Amazonas (C-295), Cessna C-98 Caravan, medios AEW/ELINT Embraer E-99/R-99 así como los helicópteros Airbus H-36 (EC725) Caracal y Sikorsky H-60L Black Hawk.

El contingente norteamericano que participará de «Tápio 2021» estará integrado por 80 hombre y mujeres de la Air National Guard de NY pertenecientes al 105th Airlift Wing y al 106th Rescue Wing, este último con asiento en la Base de la Guardia Nacional Aérea de Gabreski, Long Island.

Fotos: Força Aérea Brasileira 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.