Créditos Royal Navy

El gobierno del Reino Unido de la Gran Bretaña público el pasado 16 de marzo la Integrated Review, titulada Global Britain in a Competitive Age. El documento de 114 páginas realiza un análisis del contexto internacional presente y futuro, junto a las amenazas y desafíos que afrontará la seguridad nacional del país. A su vez, ha fijado como objetivo un rol más activo en la región Indo-Pacífico frente al avance de la República Popular China en un entorno multipolar.

La revisión de la política de defensa británica no solamente tendrá su impacto en el arsenal nuclear del país, sino que también en sus fuerzas, capacidad y despliegue. En palabras del primer ministro, Boris Johnson, el documento es la «la revisión más grande de este tipo desde la Guerra Fría«. La Royal Navy, como piedra angular de la capacidad de proyección de poder del Reino Unido a nivel global, deberá adaptarse en número y capacidades para hacer frente al reto.

A continuación, se detallará algunos de los cambios que afrontará a la fuerza en sus capacidades submarinas, de superficie y proyección de cara a la próxima década, con un horizonte fijado para el año 2030.

Submarinos

Si bien la fuerza de submarinos no vera incrementado su número de unidades, la inversión en está aérea se profundizará. Los programas de submarinos balísticos de propulsión nuclear Clase Dreadnought (reemplazo de la Clase Vanguard) y de ataque Case Astute continuarán según lo establecido. No obstante, frente a lenta adopción de estos, las últimas dos unidades de la Clase Trafalgar permanecerán en servicio más tiempo. Se espera que el HMS Talent sirva un año más, mientras que el HMS Triumph lo haga por 18 meses. Con estos plazos, las unidades patrullarán los océanos hasta el año 2022 y 2024/2025, respectivamente.

Para la defensa de infraestructuras submarinas está prevista la construcción de un nuevo Multi Role Ocean Surveillance Ship (MROSS). Por el momento ni la Royal Navy, ni el MoD, han brindado detalles de la forma ni capacidades finales de esta unidad. También se indicó que comenzará el desarrollo de un nuevo torpedo liviano anti-submarino para reemplazar a los torpedos Sting Ray, que se encuentran en servicio desde 1983.

Portaaviones

queen elizabeth
HMS Queen Elizabeth

Ambos portaviones, HMS Queen Elizabeth y HMS Prince of Wales, continuarán en servicio según lo estipulado. El plan original para la adopción de hasta 138 F-35 (variantes B y C) ha sido definitivamente abandonado. La nueva revisión indica que se adquieran un total de 48 F-35B, completando su entrega para el año 2026. A partir de esa fecha, se realizarán nuevos pedidos conforme las nuevas versiones, o tranches, del cazabombardero sean introducidas. Si bien no hay confirmación oficial, fuentes sugieren que el número final de F-35 rondará entre las 60 y 72 unidades para conformar 4 escuadrones de primera línea.

Si bien no relacionada a la Royal Navy, el programa Tempest de la Royal Air Force (RAF) posee como desarrollo asociado al UAV Loyal Wingman FCAS Type 2. Su reducido tamaño en comparación a otros UAV del segmento permitiría operaciones a bordo de los portaaviones Clase Queen Elizabeth. El HMS Prince of Wales sería la embarcación seleccionada para llevar a cabo las pruebas correspondientes en el futuro.

Otra cuestión, es el reciente pedido de información realizado por el MoD a diversos contratistas para los estudios exploratorios sobre la factibilidad de implementación, en el largo plazo, de un sistema CATOBAR en los portaaviones Clase Queen Elizabeth.

En el segmento de helicópteros embarcados, no se prevé aún un reemplazo para los AgustaWestland AW101 Merlin que seguirán brindado servicio hasta el año 2030. Por su parte los helicópteros Puma de la RAF serán reemplazados, lo que podría llevar a una selección y adquisición conjunta por ambas fuerzas en el futuro.

Unidades de Superficie

Si bien no se ha especificado como, las capacidades de defensa antiaérea de los Destructores Tipo 45 se fortalecerán. En ese sentido se incrementarán los stocks y disponibilidad de los misiles Sea Viper. Por su parte, el documento no estipula la mejora de las capacidades de los destructores para interceptar misiles balísticos (ICBM). De cara al futuro, el programa de Destructores Tipo 83 seguirá según lo planificado, entrando la primera unidad en servicio en el año 2030.

En lo relativo a fragatas, las unidades de la Clase Tipo 23 HMS Monmouth y HMS Montrose serán retiradas antes de lo previsto. Los programas de construcción de nuevas unidades de las Tipo 26 prosigue, con la orden de 5 nuevas fragatas, a las que se sumarán las Tipo 31 y Tipo 32. Por último, lo misiles anti-superficie Harpoon serán reemplazados por el Interim Surface to Surface Guided Weapon (I-SSGW) en el corto plazo.

LPD

Los LPD HMS Albion y HMS Bulwark continuarán en servicio hasta bien entrada la década de 2030, presumiblemente hasta los años 2033 y 2034, respectivamente. Uno de los tres buques de desembarco clase Bay será convertido en un buque de combate litoral (Littoral Strike Ship). Entre las modificaciones se incluyen hangares permanentes y otras mejoras.  

La extensión del servicio de los LPD, como la conversión de uno de los buques Clase Bay, responde a la necesidad de contar con este tipo de unidades de proyección marítima en sintonía al cambio doctrinario de los Royal Marines, que tomarán las tareas tradicionales de las Fuerza Especiales hasta la fecha. Con lo cual se permite ganar tiempo mientras se aguarda el comienzo de la construcción de seis Multi Role Support Ships (MRSS) que reemplazarán a la Clase Bay a partir de 2030 y parte de los LPD, aún por confirmarse.

Se espera que para 2021 dos Grupos de Respuesta Litoral (LRG) sean desplegados para operar, el primero de ellos, en la región Atlántica-europea en el marco de la OTAN. Mientas que el segundo en la región Indo-Pacifico a partir del año 2023.

Otras unidades

Entre las unidades restantes, se ha confirmado que los 13 remanentes cazadores de minas Clase Hunt y Sandown serán decomisionados. Su lugar lo ocuparán nuevos sistemas autónomos que están siendo actualmente probados, sin haber entrado en servicio aún.

Los programas de construcciones de buques de apoyo para flotas prosiguen según lo planeado, programando la construcción de tres unidades.

Programa de Construcción Naval

Los programas de construcción navales de la Royal Navy le permiten a la industria de Gran Bretaña ser optimista de cara a la próxima década, con 7 clases diferentes de unidades programadas que han comenzado o están por empezar. En número se traducen en lo siguiente:

  • 4 submarinos SSBN Clase Dreadnought
  • 4 submarinos SSN Clase Astute
  • 8 fragatas Tipo 26
  • 5 fragatas Tipo 31 (a las que sumar las Tipo 32)
  • 1 MROSS
  • 6 MRSS

Tal vez te interese Reino Unido presenta su «Revisión Integrada»: análisis sobre armas nucleares, China y Rusia

1 COMENTARIO

  1. Cuando uno lee estás cosas. Te das cuenta porque las potencias son potencias. Los gobiernos están pensando y planificando con 20 años de anticipación.

    Recuerden que el Tratado Antártico vence en 2040. Y los ingleses no se quieren quedar afuera de la mesa de negociación. Las Islas Malvinas son su puente a la Antártida.

    Abrazos

    Juan Martin Pettigrew

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.