Foto: Dillon Aero

Históricamente asociada con la evolución y desarrollo de la ametralladora multitubo M134 “Minigun”, la compañía norteamericana Dillon Aero ha sabido evolucionar y diversificarse con el objetivo de ofrecer un sinnúmero de soluciones destinadas a modernizar e incrementar la potencia de fuego de distintas plataformas de ala rotatoria y ala fija.  A lo largo y ancho del globo, sus clientes han puesto y ponen a prueba a diario la fiabilidad y eficacia de sus productos.

Tal como mencionamos previamente, la ametralladora M134D Minigun ha sido el caballito de batalla de la compañía y razones no le faltan: Dillon Aero consiguió perfeccionar el modelo original M134C/GAU-2 de General Electric en base a su capacidad instalada de investigación y desarrollo, logrando obtener un producto que inicialmente sería demandado por unidades de operaciones especiales y, con el paso del tiempo, sería adoptado por ejércitos, armadas y fuerzas aéreas de distintas latitudes.

Las características inherentes al diseño de la Dillon Aero M134D la tornan en un multiplicador de fuerza pensado para brindar una respuesta veloz y precisa a la hora de suprimir amenazas. Estas capacidades, asociadas a su arrolladora potencia de fuego, la convierten en un sistema de armas único.

De accionamiento eléctrico, la M134D utiliza munición calibre 7,62×51 mm que se alimenta mediante pañoles de distinta configuración que poseen la capacidad de alojar entre 3000 y 4000 proyectiles según el modelo. Este último detalle no es menor si consideramos que la cadencia de tiro de la M134D es de 3.000 proyectiles por minuto: esto es una diferencia de 1/50 de segundo entre cada descarga, lo que permite la saturación rápida y efectiva de un objetivo a una distancia máxima de 1200 metros. Pese a que simple vista se pueda considerar que estas performances implican una usura desmedida, la vida útil nominal de los cañones de la M134D es de 100.000 disparos, mientras que el de la ametralladora asciende a los 1.500.000.

Un punto para destacar es la capacidad que Dillon Aero ofrece para modernizar las GAU-2/M134 de generaciones anteriores, detalle que no podemos pasar por alto a nivel local sabiendo que la Aviación de Ejército incorporó este tipo de ametralladoras junto a los helicópteros Agusta Bell 206B1 que actualmente se modernizan en la FAdeA y que son de dotación del Escuadrón de Aviación de Exploración y Ataque 602. El kit de actualización y modernización aborda los distintos puntos críticos que necesitan atención debido a obsolescencia y falta de repuestos, permitiendo llevar el sistema a los estándares actuales.

La M134D también se podría considerar para los Bell 412 de la Fuerza Aérea Argentina, aeronaves que son utilizadas para ejecutar tareas de búsqueda y rescate en combate, y que requieren de una mínima de capacidad de autodefensa (actualmente realizado con FN MAG). La incorporación de M134D significaría un notable incremento en su potencia de fuego.

El mencionado kit incluye el cambio de abrazadera y conjunto de cañón, sistema de alimentación (tolva) y expulsión de eslabones, unidad de control, conexiones eléctricas, motor de accionamiento, así como otros componentes. La actualización también puede incorporar rieles que permitan el uso de sistemas de puntería/iluminación IR. Para la Aviación de Exploración y Ataque del Ejército resultaría un refuerzo notable pensando en el incremento de su potencia de fuego, más aún si se evalúa la posibilidad de asociarlo con un sistema EO/IR para detección y puntería.

Dentro del abanico de soluciones que ofrece Dillon Aero también se incluyen una completa gama de afustes y montajes, así como sistemas adaptables a distintos medios de ala rotatorias. Entre estos últimos destaca el Sistema Aéreo Configurable Misionizado destinado a brindar la capacidad de apoyo aéreo cercano para la familia de helicópteros Bell Huey (MCAS-UH). De configuración modular, el mencionado sistema no requiere mayores modificaciones en la aeronave, poniendo a disposición del usuario numerosas configuraciones integradas por afustes móviles y estaciones fijas de carga, las cuales pueden recibir un sinnúmero de armamento: desde las ametralladoras M134D, pasando por las conocidas FN MAG/M240 y lanzadores de cohetes. El MCAS-UH también incluye sus respectivos pañoles de munición, pudiendo seleccionarse entre los modelos DAB3000 (con capacidad para 3000 proyectiles 7,62mm) y el DAB4160 (capacidad de 4000 proyectiles).

El peso del MCAS-UH variará según su la combinación seleccionada, sin embargo, para tener una idea podemos mencionar que uno de estos sistemas configurado para portar dos ametralladoras M134D en los afustes laterales y dos lanzadores de cohetes M260 de 70mm en las estaciones fijas pesará entre 270.7 kilogramos y 586.4 kilogramos (con disponibilidad de 6000 proyectiles 7,62mm y 14 cohetes).

Otro de los sistemas de Dillon Aero para tener en cuenta es el Gun Pod Weapon System, el cual consiste en una barquilla que aloja una ametralladora M134D-H y que resulta compatible tanto para medios de ala rotatoria (incluido en el MCAS-UH) como ala fija. Compatible con el pilón de 14’’ OTAN, el sistema completo pesa 73.5 kilogramos (vacío) y 158.8kg (cargado con 3000 proyectiles 7,62mm). Su instalación demanda una mínima modificación en el cableado de interfaz de la aeronave, incluyendo el máster arm, disparador, carga de batería e indicador luminoso (opcional), siendo compatible con el sistema MCAS-UH.

Este sistema ya ha sido evaluado por organismos estatales y contratistas de defensa, tales como la Fuerza Aérea Mexicana en sus Beechcraft T-6C+ Texan II y Valkyrie Aero LLC en sus Embraer EMB-312, situación que podría ser aprovechada localmente de cara a los planes que surjan para artillar a aeronaves de similares características de la Fuerza Aérea Argentina, tales como los Texan II y los Embraer EMB-312 de la III Brigada Aérea.

2 COMENTARIOS

  1. Deberían armar a los Pampa III con pods de esta ametralladora. Una pequeña gran arma. Es alucinante verlos tirar con trazantes. Son como rayos laser de luz.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.