S-400

Este fin de semana, Turquía realizó un lanzamiento de un misil de prueba de su sistema de defensa aérea S-400 de fabricación rusa arriesgando a que Estados Unidos continúe con las severas sanciones económicas.

Acorde a lo que divulgaron medios estadounidenses, el lanzamiento habría sido en la provincia turca de Sinop, en el Mar Negro. Sin embargo, por parte del gobierno turco no hubo confirmación ni negación de que dicha prueba se haya llevado a cabo.

El portavoz del Pentágono de los Estados Unidos, Jonathan Hoffman, dijo que el «Departamento de Defensa estaba al tanto de una posible prueba realizada del sistema S-400, y que de confirmarse la misma, el DoD condenará enérgicamente la prueba». También agregó que el DoD se opone a la compra del sistema por parte de Turquía y que los informes que surgen sobre la presunta puesta en funcionamiento preocupa al Departamento de Defensa y al Pentágono. «Si lo hace», agregó Hoffman en relación a Turquía, «estará poniendo en riesgo nuestra relación de seguridad. Turquía ya ha sido suspendida del programa F-35 y el S-400 sige siendo una barrera para el progreso en otras áreas de la relación bilateral», concluyó.

Por su parte, los funcionarios de la OTAN criticaron a Turquía por la compra del sistema ruso que implica una directa amenaza a los sistemas de defensa de la alianza, en particular a los nuevos F-35 que ya están en servicio con varios socios de la OTAN.

Muchos analistas sugieren que la relación de Turquía con la OTAN y principalmente con EE.UU. peligra si Turquía no da marcha atrás con su intención de utilizar el sistema S-400 de Rusia.

Tal vez te pueda interesar: EE.UU. autorizó la compra del F-35 y el F-18 a Finlandia

Imagen de portada: Sistema de defensa aérea S-400. Créditos Ministerio de Defensa ruso

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.