Entre los proyectos que mantiene en ejecución el Ejército Argentino con el objetivo de actualizar e incrementar capacidades, destaca la modernización del fusil FAL, iniciativa que surge ante la necesidad de cubrir un nicho que estaba muy por debajo de las exigencias operacionales modernas y que constituye la principal herramienta de la infantería.

Pese a que a lo largo de sus años de servicio el FAL ha destacado por su confiabilidad y rusticidad, su diseño indudablemente quedó muy atrasado respecto a los estándares actuales, condición que no era ignorada por el Ejército. A los fines de revertir esta situación, distintos organismos de la fuerza aunaron esfuerzos para la elaboración preconceptual del proyecto, proceso que incluyó todas las etapas de investigación y desarrollo.

Lógicamente, el proyecto no fue ajeno a la realidad del contexto nacional. Pese a ello, la Dirección General de Investigación y Desarrollo y la Facultad de Ingeniería del Ejército fueron cumpliendo los hitos del proyecto, refinando los requerimientos en base a las experiencias de las evaluaciones, todo ello con el objetivo de llegar a los diseños finales.

En base a lo mencionado, se pudieron definir tres modelos (uno de ellos en dos variantes):

  • FAMA (Fusil Argentino Modelo Asalto) versión compacta para paracaidistas y tropas especiales.
  • FAMCa (Fusil Argentino Modelo Carabina) versión compacta para tropas blindadas, mecanizadas y de montaña.
  • FAMTD (Fusil Argentino Modelo Tirador Destacado) en versión cañon pesado y cañón liviano.

Como resulta sabido, el diseño final que se adoptaría sería el FAMCa, modelo que conjugó algunas de las características propuestas en el FAMA. Una vez que el proyecto de modernización ganó tracción, se dieron los pasos necesarios para iniciar la producción de preserie: adquisición de los kits de modernización a la empresa norteamericana DSArms, compra de miras réflex Meprolight M21 y la firma de un convenio interadministrativo con Fabricaciones Militares para el ensamblado de los prototipos en la Fábrica Militar Fray Luis Beltrán (FMFLB) 

El kit inicial estuvo compuesto por siete piezas provistas por DSArms: conjunto rail-guardamanos Picatinny, conjunto de cajón de mecanismos, culata regulable Magpul CTR, grip delantero de aluminio, empuñadura tipo M249, selector de tiro ambidiestro y bolsa recolectora de vainas.

La entrega de la primera tanda de fusiles FAMCa tuvo como destinatario a la Compañía de Comandos 602, el Regimiento de Asalto Aéreo 601 y al Regimiento de Infantería Paracaidista 2. La experiencia con el FAMca implicó la presencia de nuevos parámetros (en especial aquellos relacionados a la mira Mepro M21) lo que derivó en una serie de informes elevados por las mencionadas unidades con el objetivo de brindar su evaluación acerca del rendimiento de los fusiles.

Refinando el FAMCa.

La experiencia con las primeras tandas del FAMCa derivó en una serie de modificaciones destinadas a perfeccionar el diseño. Estas incluyeron:

  • Guardamanos: El guardamanos original Picatinny se reemplazó por otro de tipo M-LOK, más liviano, moderno y mejoras para su instalación.
  • Culata: Con la adición de carrilleras se proporcionó una mejora ergonómica para uso del fusil con miras ópticas tipo réflex o punto rojo.
  • Tapa cajón de mecanismos y montaje de mira: Se reemplazó el modelo inicial de tapa larga por uno acortado, el cual permite la utilización de la manija de transporte. Se acortó el largo de los tornillos de fijación, para adaptarlos al espesor del FAL.
  • Empuñadura: Se mantiene el modelo tipo M249, entregándose instalada de fábrica al cajón de mecanismos para asegurar un correcto ensamble y control de calidad.
  • Selector de tiro: Ambidiestro, con tolerancias según especificaciones originales del FN FAL.
  • Bolsa colectora de vainas: Se reemplazó la tela original por tela cordura 500 de mayor resistencia.
  • Resorte recuperador: Se modificó el diseño de los resortes recuperadores, con el fin de que el resorte interior se mantenga prisionero dentro del resorte exterior.
  • Grip vertical y paneles protectores: Se modifica pensando en la reducción del peso frontal y para disminuir la temperatura del guardamano (mediante paneles de polímero). El grip vertical de aluminio se reemplazó por uno de polímero.
  • Palanca retén de cargador y manivela de carga: Se reemplazaron los modelos originales por otros mejorados que permiten mejor manipulación con guantes.
  • Se agregan secciones de riel Picatinny y sistema de quitado rápido para correa porta-fusil
  • Se provee kit de instalación
  • Se modifica el orificio de toma de gases según especificaciones recomendadas para cañón de 16 pulgadas
  • Se ofrece una opción a la Meprolight M21 (sufre efecto washout/ceguera ante cambio de luminosidad), en este caso la mira punto rojo Trijicon MRO HD, con retículo de 2MOA/65MOA. Opcional, el magnificador 3X Trijicon.

La adopción de estas modificaciones terminaría por pulir las características y rendimientos del FAMCa, no solo brindando una nueva vida al FAL, sino que también lo ubica próximo a los estándares modernos que se ven en los distintos modelos de fusiles que actualmente se ofrecen en el mercado. Nada mal para un fusil que tiene más de seis décadas de servicio y cuya logística está mas que absorbida por el Ejército Argentino. Su modernización no solo implica un menor gasto si se pensara en reemplazarlo por un nuevo modelo, sino que también extenderá su horizonte de vida útil manteniendo estándares actualizados.

Fusil Argentino Modelo Tirador Destacado – FAMTD

Modelo que vendría a ocupar un nicho que ha tenido gran desarrollo en las última décadas pero que se encuentra vacío en el Ejército Argentino: tiro de precisión dentro de la sección de infantería. El tirador destacado es aquel que se encuentra entrenado y equipado para ofrecer a la fracción fuego sostenido de precisión. Citando un pasaje de la nota «Tiradores selectos: Más allá de la precisión«, podemos agregar que en lo que respecta a su sistema de armas, generalmente está constituido por un fusil de dotación debidamente modificado (óptica, cañón, bípode) que le permita batir objetivos a distancias de hasta 600 metros.

Agregando al concepto del binomio tirador destacado/fusil de precisión, «su capacidad de proveer fuego preciso y discriminado lo convierten en un elemento indispensable para un amplio abanico de misiones, ya sea en situaciones de combate o en tareas de establecimiento de paz y estabilidad, así como en operaciones de contra-insurgencia, ya que permite reducir al mínimo posibles bajas de civiles no combatientes.«

Entre las principales funciones encontramos:

  • – Fuego de precisión en enfrentamientos de corto alcance.
  • – Eliminación de tiradores selectos enemigos.
  • – Observación y sobre-vigilancia en zonas claves de circulación, puestos de control peatonal y vehicular.
  • – Proporcionar cobertura al elemento de asalto durante su ingreso y egreso del objetivo.
  • – Cubrir avenidas de aproximación específicas con respecto a la posición de la unidad.
  • – Proveer fuego de distracción al elemento de asalto.
  • – Cubrir instalaciones vitales y obstáculos.
  • – Durante el asalto, proveer apoyo a la fracción cuando ametralladoras, lanzagranadas o morteros no puedan prestar su apoyo ante el temor de fratricidio o daños colaterales.

El FAMTD se pensó en dos versiones, una de cañón pesado y otra de cañón liviano. Ambos modelos cuentan con las modificaciones necesarias previamente mencionadas, a lo que se suma la provisión de nuevos componentes apuntados a mejorar las características ergonómicas. Con el fin de aggiornar el FAMTD, DSArms por medio de Aquila International ofrece un kit actualizado con mejoras en sistemas ópticos entre otros accesorios.

Para el FAMTD cañón liviano se ha propuesto un nuevo guardamanos M-LOK, culata ajustable y rebatible de propósito especial, , bípode Magpul, mira telescópica Leupold Mark 5 HD 3-18×44 con retículo iluminado TMR MRAD, montaje Leupold Mark IMS, compensador de boca y supresor Daniel Defense WAVE FH.

El FAMTD de cañón pesado mantiene similar configuración salvo por una culata Magpul PRS2 y por la mira variable de combate Trijicon VCOG 1-8X28 con retículo iluminado MRAD. Ambos modelos comparten parte del kit utilizado para el FAMCa, por lo que se mantiene compatibilidad entre todos los modelos modernizados.

Avanzar con la familia FAMTD supone un lógico paso dentro del proyecto de modernización del fusil FAL. Cabe recordar que fue durante la Tercera Jornada de Logística Militar, realizada el año pasado en la Escuela Superior de Guerra, donde se expusieron los planes para el proyecto. Al respecto se expresaron el por entonces Director de Arsenales, General de Brigada Sergio Pucheta y el ex Director General de Material del Ejército, General de Brigada (R) Gustavo Booth, mencionando que la planes pretenden abarcar 11000 unidades sin uso del FAL que el Ejército actualmente mantiene en sus depósitos. La proyecciones para la conversión a lo largo de los años 2020, 2021 y 2022 estipulaba ejecutar los trabajos en 1500, 1600 y 5000 fusiles respectivamente, quedando 2000 unidades remanentes a determinar.

Agradecimientos: Aquila International y a Gastón Benavidez, Gerente General para Sudamérica.

Fotos: Aquila International

Foto de portada: Presentación del FAMCa realizada en Boulogne. Créditos: Ejército Argentino

¡Apoyanos!

11 COMENTARIOS

  1. Una pregunta: Nunca se contempló la modernización de los FAP (Fusil Automático Pesado) con todos estos adelantos y cargador a tambor de 40-60 proyectiles ??? Sería una muy buena ametralladora liviana.

    • Se encuentran en uso en pocas cantidades, aún se encuentran en una etapa de evaluación para terminar de pulir detalles, por lo que tengo entendido, en el Regimiento de Asalto Aéreo 601 y algunas Compañías de Comandos, desconozco si los tiene alguna fuerza especial de la Armada como el Apca, se prevee que pasadas las pruebas pueda ser entregada y distribuida a todo el ejército, de a poco.

  2. Se aprecia una excelente iniciativa para modernizar un armamento, aunque muy robusto y confiable, ha quedado desfasado por los años. Sin embargo me pregunto; por qué no se optó derechamente por el reemplazo del fusil completo y así haber optado por el calibre 5,56 mm como lo hizo Chile.

    • Se ha demostrado en varias oportunidades que el 5,56 no tiene la potencia necesaria para atravesar chalecos antibalas, y se espera que no pueda atravesar los chalecos o protecciones balísticas de siguientes generaciones, hasta el US Army está evaluando el cambiar a una bala más grande, 6,8 x 43 SPC si no me equivoco, aunque igualmente, el 7,62 x 51 mm tiene mucho mejor rendimiento balístico que cualquiera de las dos anteriores.

  3. Una modernizacion que permitiria darle vida a este fusil por muchos años, tomando en cuenta que el calibre 7,62 es ideal para su utilizacion en la patagonia, debido a los fuertes vientos existentes,y preservar asi la ventaja de no cambiar en ese campo, ni comprar un fusil nuevo, convirtiendo la gran cantidad de inventarios de fal , a la nueva vercion .

  4. Seguramente una necesaria modernización aunque la nota aclara que los deja «próximos a los estándares modernos». Considerando las restricciones presupuestarias creo que es una inteligente utilización del recurso..

    • Lo canceló el propio gobierno de Macri, al final éra más caro de comprar y fabricar que actualizar los Fal, pero tienen el mismo rendimiento, literal, sólo que con unos cientos de dólares menos.

  5. El FAMTD en su versión con cañón pesado, aprecio, que cubriría el rol del FAP. Habría que ver, mas en detalle, las capacidades de este kit para confirmarlo.

  6. El Fap está prácticamente desfasado, fué reemplazado por la Minimi (que se está evaluando reemplazarla por el M27 Estadounidense), tanto Fap como Minimi tienen el problema de ser muy robustos y pesados para los estándares modernos en una ametralladora ligera, en el Fal no se aplica ésta cuestión porque es un Fusil de Batalla/Combate, no un Fusil de Asalto o Carabina, a pesar del nombre que tiene el FAMCA.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.