Turquía atraviesa una difícil situación económica debido a la pandemia de coronavirus. Dicha situación ha llevado a Turquía a querer “vender” sus sistemas de defensa antiaérea rusos S-400 a los Estados Unidos.

La intención de Turquía de vender los sistemas se basa en la opinión de varios expertos rusos que han expresado su opinión siguiendo las señales que el presidente turco estuvo dando la semana pasada.

Según ellos, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, tiene la intención de abandonar el despliegue de los sistemas de defensa aérea rusos en el país. Tal decisión se habría tomado bajo la presión de Estados Unidos y aparentemente los complejos rusos podrían ser “vendidos” a Washington para someterlos a investigación.

Sin embargo, los expertos rusos han aclarado que “la venta no debe verse literalmente, sino metafóricamente, puesto que Turquía no puede ni tiene derecho a revender estos sistemas ya que el gobierno ruso ha vendido los mismos al gobierno turco como consumidor final”, dijo una fuente.

Pero lo que sí puede suceder es que se “congele su despliegue y preparación para el combate dándole acceso a expertos estadounidenses para la exploración, análisis y evaluación completa de sus capacidades técnicas, así como su parte más importante: los sistemas de radar”.

Según otra la información proporcionada por el periódico israelí Haaretz, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, tiene la intención de aceptar la solicitud de los Estados Unidos. Se refiere al pedido de EE.UU. de que Ankara deje de utilizar los sistemas de defensa aérea rusos S-400.

Tal vez te pueda interesar: El vehículo de combate Bumerang es introducido al mercado extranjero

2 COMENTARIOS

  1. para que venderlos si dicen que quiere comprar los patriot,seria mas logico que eeuu les regale los patriot y el s400 vuelva a rusia en el caso extremo

Deja un comentario