La Fuerza de Defensa israelí está ejecutando un ejercicio de preparación de cuatro días, simulando una librada en las fronteras norte y sur de Israel.

El simulacro comenzó el domingo y está destinado a probar la capacidad de los soldados para la acción simultánea en varios frentes. El mismo se produce días después de que el ministro de Defensa, Naftali Bennett, aprobará un plan para mejorar las FDI.

El plan, conocido en hebreo como Tenufa, fue diseñado por el Jefe de Estado Mayor de Defensa, el teniente general Aviv Kochlavi, para hacer que el ejército israelí sea «más flexible, más inteligente y más mortal».

El plan Tenufa establece que las FDI deben realizar despliegues rápidos de tropas y equipos, con el objetivo de ganar las guerras lo más rápido posible. El plan se redactó deliberadamente para contrarrestar las amenazas potenciales percibidas contra Israel en la próxima década, y exige que los soldados tengan una lista constantemente actualizada de objetivos y los medios para atacarlos.

El ejercicio de cuatro días de duración, llamado «headquarters exercise«, se concentra en simplificar las comunicaciones entre comandos, en lugar de demostraciones de maniobras tácticas en el campo. Todos los aspectos de la estructura de defensa israelí, incluidos la Armada y los Comandos Norte y Sur de las FDI, están involucrados en el simulacro.

Las FDI dijeron que los simulacros, planeados de antemano, no son respuestas a una amenaza nueva o específica.

Las FDI realizaron un simulacro en enero del 2019, que involucró un ataque sorpresa que apagó los sistemas informáticos críticos. Posteriormente, en noviembre del mismo año, realizaron otro ejercicio sorpresa que probó las capacidades de los soldados en el norte de Israel, y simuló una guerra repentina con Hezbolá en el Líbano y otros grupos respaldados por Irán.

Tal vez te pueda interesar: Ministro de defensa israelí aprueba plan de preparación militar de cinco años para el FDI

Deja un comentario