Las empresas involucradas en el programa Tempest (BAE Systems, Rolls-Royce, el brazo de Leonardo en el Reino Unido y MBDA) aumentarán el número de personas que trabajan en el proyecto de 1.000 a 2.500.

Se entiende que el caza está siendo desarrollado conjuntamente por el Reino Unido, Italia y Suecia con un interés potencial de Japón.

Andrew Kennedy, director de campañas estratégicas de BAE Systems, dijo a la prensa:

“Tenemos que darle al gobierno la confianza de que estamos trabajando para lograr una asociación internacional viable. Tienen que estar seguros de que estamos haciendo algo que será asequible, capaz y entregado a tiempo «.

Recientemente, Leonardo anunció que ha demostrado el rendimiento de un receptor de alerta radar de nueva tecnología como parte de su trabajo de desarrollo continuo para el Tempest.

“En una demostración de laboratorio para el Ministerio de Defensa del Reino Unido y otros socios del Team Tempest, el nuevo sensor demostró una pretaciones de detección de la dirección de la amenaza cuatro veces mayor que la de un receptor de advertencia de radar típico, teniendo solo 1/10 del tamaño de un sistema estándar. Leonardo UK es uno de los cuatro miembros fundadores del Team Tempest, que fue reunido por el MOD del Reino Unido para desarrollar un sistema aéreo de combate de próxima generación para el Reino Unido y las naciones asociadas: desde que el equipo fue contratado para comenzar el trabajo de desarrollo en 2018, Italia y Suecia ha anunciado su intención de trabajar con el Reino Unido en este proyecto.

El papel de Leonardo en el Reino Unido en el equipo es desarrollar el paquete de sensores del Tempest e integrar estos sensores en el sistema de misión de la plataforma. La ambiciosa escala de tiempo para el proyecto Tempest, que está trabajando para ver un nuevo avión en servicio con la RAF en el 2035, significa que Leonardo en el Reino Unido ya está trabajando arduamente para desarrollar algunas de las tecnologías avanzadas que serán necesarias para enfrentar las amenazas. del futuro.»

El concepto del Team Tempest sobre el Future Combat Air System . Copyright BAE Systems

¿Qué es el Tempest?

El proyecto «Tempest» está diseñado para mostrar tecnologías clave que serán importantes en el futuro. El jet podría terminar sin parecerse en nada al modelo conceptual.

BAE dice que un futuro sistema aéreo de combate debe ser capaz de sobrevivir en los entornos de combate más desafiantes, lo que significa que el alcance con carga útil, la velocidad y la maniobrabilidad serán clave.

«Esperamos que el sistema esté equipado con una gama de sensores que incluyen radiofrecuencia, sensores electroópticos activos y pasivos y medidas avanzadas de soporte electrónico para detectar e interceptar amenazas».

El sistema, dice el gigante de la defensa, probablemente operara con armas cinéticas y no cinéticas.

La integración de armas de energía dirigida por láser para autodefensa y uso dentro del combate de alcance visual también es muy probable. El uso de armas de energía dirigida en aviones de combate se está haciendo realidad, ya que la Fuerza Aérea de EE. UU. comenzará a probar en breve un láser que se montará en un F-15.

«Tenemos pruebas que comenzarán este verano y las pruebas de vuelo el próximo verano» , dijo a los periodistas Jeff Stanley, subsecretario adjunto de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos para ciencia, tecnología e ingeniería. «Todavía hay algunos desafíos técnicos que tenemos que superar, principalmente tamaño, peso, potencia».

El año pasado, el Pentágono otorgó un contrato de US$ 26 millones a Lockheed Martin para un programa láser llamado SHiELD (Self-protect High Energy Laser Demonstrator – Demostrador láser de alta energía para autoprotección). El objetivo general es colocar un sistema láser en un avión con una potencia de aproximadamente 50 kw para probar su capacidad contra aviones y misiles no tripulados.

Una imagen conceptual producida por BAE de un láser de disparo posterior en el Tempest. Foto BAE.

Otro punto clave en que esta siendo conversado con los posibles usuarios es la capacidad de desplegar y administrar vehículos aéreos no tripulados en ‘enjambre’ lanzados desde el aire a través de una bodega de carga útil flexible que permita al sistema abordar entornos peligrosos de negación de área / anti-acceso. En los EE. UU.ya ha comenzado, según los informes, la Fase III de un programa que verá a los aviones C-130 lanzar enjambres de drones.

Otro impulsor del concepto dice BAE es que las fuerzas aéreas del futuro ‘requerirán un sistema de combate que sea altamente flexible y que pueda aplicarse a una amplia variedad de operaciones militares’, un avión de múltiples funciones, que en realidad no es del todo diferente a la mayoría de los aviones nuevos de hoy en día.

“Los operadores tendrán la capacidad de adaptar rápidamente el sistema para realizar nuevas funciones o cambiar su rendimiento. Dependiendo de la misión, podrían estar disponibles adiciones de ‘ajuste de roles’, como tanques de combustible conformables de baja observabilidad, dispensadores de armas, dispensadores de UAV lanzados desde el aire, sensores modulares grandes, sistemas de fotografía oblicua de largo alcance para reconocimiento y armas de energía dirigida por láser. La adaptabilidad se integrará en el diseño del sistema, con arquitecturas de sistemas que admitan un enfoque ‘plug and play’, integrando fácilmente nuevos algoritmos y hardware «.

El sistema también admitirá la ‘autonomía escalable’, dice BAE, por ejemplo para proporcionar una serie de modos de operación no tripulada y una variedad de decisiones de pilotos que ayudan cuando se realiza un vuelo tripulado. Este concepto es conocido por la mayoría como «opcionalmente tripulado».

Un vehículo opcionalmente pilotado (OPV – optionally piloted vehicle ) es un híbrido entre un avión convencional y un vehículo aéreo no tripulado, capaz de volar con o sin tripulación humana a bordo del avión. La idea es que, sin impedimentos por las limitaciones fisiológicas de un ser humano, un OPV puede operar en condiciones más adversas y / o durante mayores tiempos de resistencia.

Imágen conceptual del Tempest lanzando aviones no tripulados desde su bodega. Foto BAE.

La Demanda Energética del Tempest

Con respecto a la futura planta motriz que equipara al Tempest, Rolls-Royce reconoció que este tendrá niveles sin precedentes de demanda de energía eléctrica y carga térmica, todo lo cual deberá gestionarse en el contexto de un avión furtivo.

Antes del lanzamiento del programa Tempest, Rolls-Royce ya había comenzado a abordar las demandas del futuro. En 2014, la compañía asumió el desafío de diseñar un generador de arranque eléctrico que estuviera completamente integrado en el núcleo de un motor de turbina de gas, ahora conocido como el generador de arranque eléctrico incorporado o el programa demostrador E2SG (Embedded Electrical Starter Generator ).

El generador de arranque eléctrico integrado ahorrará espacio y proporcionará la gran cantidad de energía eléctrica requerida por los futuros cazas. Los motores de aviones existentes generan energía a través de una caja de cambios debajo del motor, que acciona un generador. Además de agregar partes móviles y complejidad, el espacio requerido fuera del motor para la caja de engranajes y el generador hace que el fuselaje sea más grande, lo que no es deseable en una plataforma furtiva.

—Conrad Banks, ingeniero jefe de programas futuros en Rolls-Royce​.

La segunda fase de este programa ha sido adoptada como parte de la contribución de Rolls-Royce al programa Tempest.

La compañía también tiene la intención de presentar un demostrador a gran escala de un sistema avanzado de potencia y propulsión. Habrá nuevas tecnologías en todas las partes de la turbina de gas, incluida la generación integrada de doble bovina a niveles de potencia más altos, un sistema avanzado de gestión térmica, un sistema de almacenamiento de energía adaptado al ciclo de trabajo esperado del futuro caza y un sistema inteligente de gestión de energía que podrá optimizar el rendimiento tanto de la turbina de gas como del sistema de gestión de energía y térmica.

Tal vez te puede interesar: Italia y Reino Unido firman el desarrollo del Tempest

1 COMENTARIO

  1. Hasta mismo la FAB ya esta de ojos puestos en este caza. Segun aclaro el brigadier Yamamoto, hubieran conversaciones preliminares con Reino Unido, Itália y Suécia para que posiblemente Embraer haga parte del desarollo futuro.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.