La Fuerza Aérea Argentina informa, que en la mañana del día de la fecha, se llevó a cabo en la III Brigada Aérea de Reconquista, Provincia de Santa Fe, la ceremonia de homenaje al Sistema de Armas IA-58 Pucará y la presentación del nuevo Sistema de Armas IA-58 Fénix, punto cúlmine de un proyecto nacional que permite la incorporación de una plataforma compuesta por tecnología de última generación.

El acto fue presidido por el Secretario General de la Fuerza Aérea, Brigadier Fabián Horacio Otero; acompañado por el Intendente de la Ciudad de Reconquista, Dr. Amadeo Enrique Vallejos; el Director General de Investigación y Desarrollo de la Fuerza Aérea, Brigadier César Cunietti; el Jefe de la III Brigada Aérea, Comodoro Darío Luis Quiroga; altas autoridades civiles y militares e invitados especiales.

La jornada dio comienzo con la revista de efectivos formados y la entonación del Himno Nacional Argentino. Se llevó a cabo una invocación religiosa, la mención de todo el Personal Militar del Sistema de Armas IA-58 Pucará caído en la Guerra de Malvinas, y un emotivo minuto de silencio.

En las palabras alusivas a cargo de las autoridades presentes, se destacó: “Hoy no solo debemos rendir homenaje y agradecer, también debemos hablar de futuro y esperanza. Hoy, este viejo guerrero comienza una nueva vida, una nueva etapa se inicia, y no solo tenemos la convicción de que será una buena opción, sino que tenemos la certeza que esta Plataforma probada en combate seguirá sirviendo a los cielos argentinos con nuevas capacidades”.“La necesidad de innovar y dar soluciones creativas y eficientes a los requerimientos de la Defensa, en un marco ceñido de austeridad, pero manteniendo el principio de versatilidad propia de los medios aéreos, permiten a la Fuerza Aérea de hoy, presentar el IA-58 Pucará  Fénix, una evolución lógica y coherente del noble IA-58 Pucará Alfa, que durante 44 años acompañara en tiempos de paz, crisis y conflicto a numerosas generaciones de jóvenes Pilotos de Combate.

“El Pucará Fénix es la solución más prometedora que la Fuerza Aérea encontró para evolucionar dentro del siglo XXI en la adquisición de capacidades aerotransportadas de búsqueda, vigilancia e inteligencia”.

Historia del Sistema de Armas  IA-58 Pucará

El IA-58 Pucará fue diseñado y construido en la entonces Fábrica Militar de Aviones (FMA), hoy Fábrica Argentina de Aviones “Brigadier San Martín” SA (FADEA) de la ciudad de Córdoba, su nombre en quechua significa “fortaleza”, configurándose como un avión para apoyo de fuego aéreo cercano y de reconocimiento ofensivo, de gran maniobrabilidad, con dos motores turbohélice, cabina biplaza en tándem de asientos eyectables y capacitado para transportar gran cantidad de armamento.

Realizó su vuelo inaugural, en las instalaciones de la Fábrica Militar de Aviones, en el año 1969 y la etapa de producción duró entre 1974 y 1999, alcanzando un total de 107 aeronaves construidas. En la Fuerza Aérea Argentina el sistema de armas ha estado operativo desde 1975, manteniéndose en servicio a lo largo de 44 años.

Desde la III Brigada Aérea de Reconquista, el Sistema de Armas ha sido desplegado para integrar ejercitaciones propias o combinadas con otras fuerzas nacionales, como así también, para conformar escuadrillas operativas a órdenes de las Fuerzas de Tareas Conjuntas de Control Aeroespacial, en misiones que incrementen la vigilancia y el control ante la presencia de tránsitos aéreos irregulares.

Dentro su destacada trayectoria, debe resaltarse que la República Argentina exportó el Pucará a Uruguay, Colombia y Sri Lanka; y su participación en la Batalla Aérea de las Islas Malvinas, desplegados desde el Grupo 3 de ataque y operando en la Base Aérea Militar Cóndor, en Puerto Darwin; donde desempeñaron misiones de exploración, apoyo cercano a la tropas, escolta armada de helicópteros, exploración marítima y ataque a posiciones de artillería, logrando el derribo de un helicóptero inglés.

Nuevo Sistema de Armas IA-58 Fénix                

El IA-58 Fénix comprende un adelanto técnico-cualitativo, en un proceso que va desde una aeronave de ataque a otra que permite efectuar misiones ISR (Intelligence-Surveillance-Reconnaissance, es decir, Inteligencia-Vigilancia-Reconocimiento).

Pondrá a disposición, información que significará que se optimice, la cantidad de aeronaves desplegadas y una menor cantidad de salidas para la neutralización de un mismo blanco, aumentando la efectividad de las acciones y contribuyendo a la sinergia necesaria de sistemas.

Asimismo, será un efectivo medio que permitirá aumentar la capacidad de Vigilancia y Control del Aeroespacio Nacional, emprendiéndose en la actualidad,  estudios que permitirán el uso de este sistema en un nuevo rol, con una proyección de empleo por un periodo aproximado entre 15 y 20 años.

Boletín Informativo N° 22 – Buenos Aires, 4 de octubre de 2019

Texto e imágenes: Fuerza Aérea Argentina

1 COMENTARIO

  1. Hubiera sido bueno que se hubiera pensado en esta modernización algunos años atrás, de ésa forma se podría haber evitado algo de la vulnerabilidad que hoy tienen nuestras fronteras y quizás conservaríamos más unidades en servicio.

Deja un comentario