La Fuerza Aérea de EEUU ha otorgado un contrato por USD 280 millones a Boeing para proporcionar integración y soporte de ingeniería.

El contrato de entrega indefinida / cantidad indefinida, anunciado el jueves por el Departamento de Defensa, insta a Boeing a integrar la bomba de planeo Small Diameter Bomb I en algunas plataformas de armas y brindar apoyo al sistema.

El GBU-39 SDB I es un arma guiada con precisión de 250 libras diseñada para reducir el daño colateral al mismo tiempo que afecta a una amplia gama de objetivos. Tiene un alcance de más de 40 millas náuticas y utiliza un sistema de navegación inercial con GPS para atacar objetivos.

En mayo, Boeing también recibió una modificación de USD 35 millones para entregas a clientes extranjeros.

El sistema está diseñado para permitir que los aviones transporten un mayor número de bombas más pequeñas y precisas. Muchos aviones de la Fuerza Aérea de EEUU pueden transportar un paquete de cuatro SDB GBU-39 en lugar de una sola bomba de 2.000 libras.

En 2017, las fuerzas estadounidenses lanzaron el GBU-39 SDB I desde los F-22 para atacar a las fábricas de drogas talibanes en Afganistán.

Se espera que el trabajo, que tendrá lugar en St. Louis, se complete en septiembre de 2024.

Deja un comentario