Corea del Sur y Japón participaron de un ejercicio naval combinado liderado por Estados Unidos, en el Pacífico. Es la primera vez que ambos países participan de un ejercicio de tal envergadura.

Estados Unidos solicitó a los dos aliados que participen en el ejercicio inaugural Vanguardia del Pacífico, que comenzó en las aguas de la isla pacífica de Guam y el Complejo de la Cordillera de las Islas Marianas durante cinco días, en un esfuerzo aparente para ayudar a reparar los lazos entre ambos países.

El ejercicio, que reunió más de 3.000 marineros de cuatro países del Indo- Pacífico, incluida Australia, marcó la primera vez que Corea del Sur y Japón participaron en simulacros conjuntos desde que sus lazos militares se agriaron en diciembre por una fila de radares militares.

Acorde a un funcionario de Seúl, los Estados Unidos fueron los que pidieron la participación conjunta y formar parte de la mediación, y agregó asimismo, que se está llevando a cabo una seria restauración de las relaciones bilaterales y de intercambio militar entre las naciones.

Según la 7ª Flota de EEUU, el ejercicio combinado se centra en una amplia gama de competencias navales, como ejercicios con fuego real, operaciones de defensa antiaérea, guerra antisubmarina y reposición en el mar, que tienen como objetivo «afinar sus habilidades y fortalecer sus capacidades de cooperación en el mar».

El USS Blue Ridge, el buque insignia de la 7ª Flota, liderará la operación. Corea del Sur aportará un destructor, Japón dos destructores y Australia dos fragatas, agregó.

«Vanguardia del Pacífico une fuerzas de cuatro naciones marítimas de ideas afines que brindan seguridad en todo el Indo-Pacífico sobre la base de valores compartidos e intereses comunes», dijo el comandante de la flota, vicealmirante Phil Sawyer.

Foto de portada: UPI News

Deja un comentario