El Departamento de Defensa de los Estados Unidos anunció el martes que otorgó a Lockheed Martin un contrato por 11.9 millones de dólares para trabajar en la modernización y mantenimiento de los F-35 que operan el Cuerpo de Marines, la Fuerza Aérea, la Armada y las naciones aliadas.

En las últimas semanas, a Lockheed se le han adjudicado varios contratos para realizar tareas de mantenimiento y modificaciones en los aviones de quinta generación.

La compañía también firmó al menos 15 contratos a largo plazo con subcontratistas a principios de abril en un esfuerzo por reducir los costos y mejorar la disponibilidad de piezas.

“A medida que la flota de F-35 se expande, nos asociamos con nuestros clientes y tomamos acciones agresivas para mejorar la preparación de F-35 y reducir los costos de mantenimiento”, dijo Greg Ulmer, vicepresidente de Lockheed Martin y gerente general del programa F-35.

Mientras Lockheed se preocupa por reducir el costo del programa, el Pentágono se encuentra trabajando en buscar nuevos proveedores en caso de que Turquía sea eliminada del programa F-35 Lightning II Joint Strike Fighter. Como miembro de la OTAN, Turquía ha sido socio del programa desde su inicio, y contribuye con la fabricación de varias piezas para la aeronave.

Con Turquía considerando la posibilidad de comprar el sistema de misiles S-400 de origen ruso, los Estados Unidos han comenzado a buscar su reemplazo dentro de la cadena de suministros.

Foto: UPI News

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario
Ingrese su nombre aquí