FAdeA informa que:

·        Dentro del plan de adecuación de la dotación que se está llevando a cabo, se ha desvinculado, entre la semana pasada y esta, a un total de 68 empleados pertenecientes a distintas áreas y niveles de la empresa, quienes serán indemnizados correspondientemente según lo establecido por la legislación vigente. Esta medida no es aislada, sino que se enmarca en un conjunto de acciones que se están realizando para reestructurar y reorganizar a la fábrica de modo de lograr el equilibrio en todos los niveles de la organización.

·        Por otra parte, y en este marco de acciones, con el objetivo de mantener las capacidades productivas, FAdeA acordó establecer a partir del día lunes 5 de febrero de 2018, un esquema de suspensiones parciales que implicará a aquel personal que en función del volumen de trabajo actual no posea tareas asignadas. Cabe destacar que esta medida no afectará el curso de los programas en ejecución, los cuales no se han visto alterados y continuarán con su normal desarrollo. En este sentido, el personal involucrado en proyectos vigentes con carga de trabajo asignada no será suspendido.

·        Inicialmente las suspensiones involucrarán a 550 colaboradores que se desempeñan en distintas áreas de la fábrica. Los mismos se irán reincorporando a medida que los programas en curso o los nuevos a ejecutar lo requieran.

·        En tal sentido, se acordó generar el menor impacto posible para los ingresos de los trabajadores, quienes percibirán el 75% de las jornadas no trabajadas.

·        De este modo se optimizarán los recursos asignados, manteniendo los procesos vinculados al volumen de trabajo actual y al esperado, sin afectar las capacidades que serán estratégicas en el futuro próximo.

·        Para entender la situación actual, se debe analizar a FAdeA dentro del contexto nacional actual. Cuando asumió el nuevo Gobierno Nacional encontró empresas públicas mal administradas, sin coordinación ni estrategia comercial, con déficit y que incumplían su compromiso con la sociedad. La actual situación de FAdeA es resultado de años de gestiones ineficientes que hoy llevan a tomar medidas difíciles y poco gratas, pero necesarias para lograr revertir las gravísimas consecuencias que pueden generarse.

·        Estas acciones se corresponden con la meta de que FAdeA sea una empresa autosustentable, estratégica para el país y que no le cueste dinero extra a los argentinos, de modo que en el futuro sea fuente de desarrollo para la generación de riquezas. Es por ello que se brega por la mejora en todos los procesos y asignación de recursos de la fábrica.

5 COMENTARIOS

  1. No afecta los programas en ejecución… bueno.

    Todo plan de reestructuración o adecuación, es en función de un objetivo.

    Estaria bueno conocerlo.

  2. que se puede pensar,es bueno o es malo este avion cuanto pesos habria que poner en la mesa y darle solocion si pensamos no solo damos trabajo y armamos un pais desprotejido asi es bueno o no ,que buscamos todo venga de afuera ?

    • A menos que la faa, insista con el IA-100/73 para reemplszar a los Mentor supervivientes y a la exigua flota de Grob-120, solo la veo fabricando partes y reparando aviones, el Pucara esta al final de su vida util y el cambio de motor no dio resultado. Lo del Pampa, no tiene pie ni cabeza, pura publicidad politica sin ningun estudio de factibilidad tecnica y costos…la mayoria de los fondos que fueron a fadae, mucho mas del 50%, fueron para fines ajenos a la fabricacion de aviones…!!!

  3. Siempre se fueron en proyectos del SAIA 90 pasaron a fabricar el pampa, el pucara es un avion de museo y desde 1988 se fabricaron solo 14 pampas cuando tendria que haber mas de 100, me parece que asi no conviene tener una fabrica que mas que aviones fabrica humo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.