por Joaquin Auza

En el siguiente tópico vamos a elaborar sobre las distintas misiones y variantes de ellas que desempeñan las aeronaves militares, así como distintos roles, tipos de aeronaves y también vamos a esclarecer algunos términos.

En primer lugar vamos a distinguir niveles de control del espacio aéreo. El primer nivel, según define la OTAN y el DoD, Air Parity (Igualdad Aérea) se define como la igualdad en cuanto a fuerzas y capacidades de las dos partes de un conflicto. Ninguna fuerza ha logrado superioridad, y las operaciones en esta etapa se concentrarán en tratar de conseguir dicha superioridad para evitar que el enemigo continúe afectando las operaciones propias (a nivel de superficie).

El segundo nivel de control es la Superioridad Aérea (Air Superiority), definida como “el grado de dominación, en una batalla aérea, de una fuerza sobre otra, que le permite dirigir operaciones por tierra, aire y mar en un momento y lugar dado, sin que la interferencia enemiga sea prohibitiba para el desarrollo de las mismas”. De este modo, una fuerza tiene un mayor control del aire, y puede desarrollar sus operaciones en todo el espectro con reducida interferencia de los elementos aéreos enemigos. La superioridad aérea se puede dar parcialmente. Esto es, por ejemplo, en un área específica del teatro de operaciones, lo cual se denomina Local Air Superiority.
Finalmente, el nivel de mayor control del aire es la Supremacía Aérea (Air Supremacy) la cual se define como “el grado de superioridad aérea en donde la fuerza aérea opositora es incapaz de interferencia efectiva”, es decir que la fuerza aérea enemiga es incapaz de responder efectivamente para interferir las operaciones propias.

Yendo a ejemplos históricos para lograr una mejor comprensión de la extensión de los términos, podemos decir que la supremacía aérea se vio durante las ofensivas contra Irak, en que toda su red defensiva (IADS: Integrated Air Defense System) quedó inutilizada en poco tiempo por una fuerza ofensiva de la Coalición. Sin embargo, posiblemente el mayor ejemplo de supremacía aérea se vio en 1967, cuando la Fuerza Aérea Israelí, mediante la operación Focus, destruyó toda capacidad de las Fuerzas aéreas enemigas. Finalmente, también se puede decir que Alemania había conseguido supremacía aérea sobre Europa tras la Batalla de Francia.

Sin embargo, tras la Batalla de Inglaterra, fuer esta última nación la cual adquirió superioridad aérea local. Esto impidió que progresara la idea de una invasión terrestre al Reino Unido. Ambas naciones continuaron atacándose mediante bombardeos nocturnos, por lo que la situación –en ese momento- podría considerarse una igualdad o paridad aérea. Posteriormente, las fuerzas aliadas lograrían superioridad aérea sobre la totalidad del territorio, reduciéndose cada vez más las operaciones de la Luftwaffe su capacidad de interferencia en el avance aliado.
Los niveles de control aéreo de una nación son opuestos a los de la otra. Por ejemplo, ante la superioridad aérea de una nación o bando, el contrincante se encuentra en una situación de negación de sus capacidades aéreas. La situación opuesta a la supremacía es la incapacidad aérea.

Habiendo descripto los niveles de control, vamos a pasar ahora a definir las distintas operaciones tanto aire-aire como aire-tierra que se desarrollan para obtener el mencionado dominio del espacio aéreo. A su vez, también veremos operaciones de colaboración con las fuerzas terrestres, desarrollándose estas tanto en un marco de superioridad o supremacía como en uno de paridad.

Sin embargo, antes, vamos a establecer la siguiente definición para separar táctico de estratégico:
“`Estratégico´ refiere al intento de afectar la sociedad enemiga, debilitando la voluntad del enemigo e impidiéndolo de continuar con sus esfuerzos. Táctico, por su lado, refiere a acciones dirigidas a afectar el campo de batalla” (teniente coronel Donald J. Alberts). Y agrega: “Remontándonos a la Segunda Guerra Mundial, ¿cuál fue la diferencia entre los bombardeos a las áreas que rodeaban Normandía y los bombardeos a Munich o Frankfurt? En ambos casos se emplearon B-17s, pero en el día D el objetivo era aislar el campo de batalla (función táctica) y en los otros, se buscaba interrumpir o quebrantar los medios de producción enemigos y su capacidad de mover tropas, materias primos y recursos a través del teatro de operaciones, así como mostrarle al pueblo alemán que no estaban a salvo (una intención estratégica, afectando la capacidad enemiga de sostener la guerra”.

– Defensive Counterair (DCA): “Medidas defensivas activas y pasivas diseñadas para detectar, identificar, interceptar y destruir o hacer inefectivas a las fuerzas intentando atacar o penetrar el espacio aéreo aliado”.
A nivel de las unidades, la misión consiste en patrullar un área determinada, sobre territorio aliado o neutro, evitando el ingreso de aviones y misiles enemigos (es decir, orientada a objetivos aéreos únicamente), garantizándole seguridad ante ataques aéreos enemigos a las tropas aliadas (tanto de superficie como otras unidades aéreas).

Según el documento de doctrina de la USAF para Operaciones Defensivas (1998), esto es: “el objetivo de las operaciones de defensa contra aérea (DCA) es proteger las fuerzas aliadas y los intereses vitales, frente a los ataques aéreos y de misiles enemigos, y es sinónimo de defensa aérea. DCA consiste en operaciones de defensa aérea activas y pasivas, incluyendo todas las medidas diseñadas para destruir misiles y medios aéreos atacantes, o para anular o reducir su efecto en caso de que no sean destruidos. Los criterios básicos de defensa activa para detectar, identificar, interceptar y destruir son los mismos para amenazas aéreas y misiles. DCA responde a la iniciativa enemiga y está sujeta a los procedimientos de control de tiro y medidas del comandante del área de defensa aérea (AADC, según sus siglas en inglés)

-Defensa Aérea Activa refiere a la acción defensiva directa destinada a destruir medios aéreos o misiles atacantes, o a reducir su efectividad contra las fuerzas y los elementos aliados. Un ejemplo de esto es la interceptación con aeronaves o misiles Superficie-Aire (SAM)

-Defensa Aérea Pasiva incluye las medidas –no incluidas en la Defensa Activa- tomadas para minimizar la efectividad de los ataques y aéreos y de misiles enemigos. Esto incluye, por ejemplo, camuflaje, medidas de distracción, dispersión de elementos y construcciones protegidas (fortificadas)”.

Como vemos, solo lo relacionado a la defensa activa le compete a las aeronaves. Este tipo de operaciones se corresponden, por supuesto, con una capacidad ofensiva del enemigo y es de orden defensivo.

– Offensive Counterair (OCA):”Las operaciones contra aéreas ofensivas (OCA) consisten en operaciones ofensivas dirigidas a destruir, quebrantar o limitar las amenazas enemigas aéreas y de misiles. Idealmente, la mayoría de las operaciones OCA evitará el despliegue de aeronaves y el lanzamiento de misiles enemigos, eliminándolos en tierra, junto a sus sistemas de soporte. Estas operaciones se desarrollan a lo largo del territorio enemigo y son conducidas por iniciativa aliada. Las operaciones OCA incluyen objetivo tales como el sistema de defensa aérea enemigo -aeronaves, artillería antiaérea (AAA) y misiles superficie-aire (SAM)-, aeropuertos o bases e infraestructura de apoyo; misiles balísticos (TBM), sus plataformas de lanzamiento (sean terrestres, marinas o aéreas) y la infraestructura de apoyo; nodos de comando, control, comunicaciones, computación e inteligencia (C4I). Las operaciones OCA permiten transitar el espacio aéreo a las fuerzas aliadas con mayor seguridad y disminuyen el riesgo de los elementos enemigos hacia las fuerzas propias. Son generalmente requeridas para permitir la ejecución de otras operaciones aéreas, tales como los ataques estratégicos, las Interdicciones y el Apoyo Aéreo Cercano”.

Se trata de operaciones destinadas directamente a conseguir el control aéreo al destruir o suprimir todos los sistemas aéreos (y relacionados al componente aéreo) del contrincante, cortando cadenas de mando, comunicación, logística, y atacando, desde ya, los propios sistemas aéreos. Estas operaciones se desarrollan en territorio enemigo y engloban a varias misiones más específicas que, en conjunto, conllevan a lograr el cumplimiento de esta. A su vez, estas misiones son complementarias con las DCA en tanto el enemigo retenga capacidad de acción.

Por definición, las operaciones aéreas en el marco de una campaña OCA son:

– Escort o Escolta: “Las misiones de escolta son salidas de combate de protección, voladas sobre territorio enemigo contra aeronaves y sistemas de defensa aérea. A aeronaves aliadas, en vuelo desde o hacia un área objetivo, se les asigna una aeronave escolta que las proteja de los medios aire-aire y superficie-aire enemigos. Las aeronaves escoltas puede ser asignadas a proteger misiones de interdicción, reconocimiento, transporte, búsqueda y rescate, reabastecimiento aéreo, Control y comando aéreo y guerra electrónica”. La escolta consiste en un grupo de aeronaves que acompaña a otra de gran valor estratégico o táctico durante parte de su recorrido sobre territorio hostil (o ante la existencia de amenazas durante dicho recorrido). La diferencia con otras misiones de protección de aeronaves aliadas sobre territorio enemigo reside en que los aviones escolta tienen claramente asignados el paquete que deben defender. Esta misión suele ser de carácter ofensivo.

Las escoltas pueden ser (según la doctrina canadiense):
a) Cercanas y ligadas: las aeronaves escoltas y el paquete a escoltar están cercanas en tiempo y distancia, con poca flexibilidad por parte de la escolta.
b) Desligada: la escolta no está necesariamente próxima en distancia o tiempo sino a una distancia desde la cual pueda actuar efectivamente para defender al o a los valores a proteger, pudiendo adelantarse a ellos o colocarse en la ruta de ataque que –posiblemente- adopte el enemigo.
c) Orgánica: las mismas aeronaves de ataque son capaces de proveerse escolta a sí mismos, es decir que son aeronaves multirol.

A su vez, las PAC que realicen escoltas pueden dividirse en HVAPAC, RESCAP/SARCAP, BarrierCAP, y otros tipos descriptos al hablar de las PAC.

– Fighter Sweep: “Es una misión ofensiva desarrollada por aeronaves de combate, orientada a la búsqueda y destrucción de blancos aéreos enemigos, plataformas aéreas de lanzamiento de misiles y blancos aéreos de oportunidad, en un área de operaciones asignada”. La definición es clara: las aeronaves asignadas a una misión Fighter Sweep tienen el objetivo de barrer un área determinada –sobre territorio enemigo- de aeronaves oponentes, sin estar asignados a proteger particularmente ninguna instalación o aeronave.
Estas misiones se subdividen en Route Sweep o Area Sweep según lo que se barra sea un área o bien un camino para otras aeronaves.

– SEAD/DEAD o Supresión y/o Destrucción de las Defensas Aéreas Enemigas: “La supresión de las defensas aéreas enemigas (SEAD) es una de misión primaria de las operaciones OCA, destinada a neutralizar, destruir o degradar temporariamente las defensas aéreas de superficie, a través de medios destructivos o degradativos. Los requisitos para estas misiones dependen de los objetivos, las capacidades de los sistemas y la complejidad de la amenaza“. A su vez, el mismo documento subdivide las misiones SEAD según el tipo de blanco y la planificación: “Las operaciones SEAD se dividen en tres categorías: supresión de defensas aéreas, supresión localizada y supresión de oportunidad. La supresión de defensas aéreas consiste en operaciones conducidas contra sistemas defensivos específicos para degradar o destruir su efectividad. Los blancos son aquellos de gran rentabilidad, cuya neutralización resulta en la mayor degradación posible de la capacidad total de los sistemas enemigos, permitiendo operaciones aliadas efectivas. La supresión localizada es aquella confinada a un área geográfica asociada con sistemas de superficie determinados o rutas de tránsito aliadas, contribuyendo a la obtención de la superioridad aérea local. Finalmente, la supresión de oportunidad es aquella no planeada, que incluye la autodefensa realizada por las tripulaciones el ataque a blancos de oportunidad“.

Las aeronaves encargadas de realizar estas misiones tienen el objetivo primordial de identificar y atacar directa o electrónicamente los elementos que conformen las defensas aéreas del enemigo. Estas pueden haber sido previamente identificadas o ubicadas, pero también se incluyen aeronaves con esta misión como cobertura para otras aeronaves de ataque. Sin embargo, en general, son estas las primeras misiones que se realizan durante un conflicto puesto que son una pieza fundamental para tomar el control del espacio aéreo. Las defensas aéreas son un elemento de negación del espacio aéreo, aunque no pueden garantizar una superioridad o supremacía por sí mismas.

Para ejemplificar la clasificación de misiones de supresión de defensas aéreas que enuncia el manual de doctrina norteamericano, veremos lo siguiente: la primera categoría hace referencia a ataques contra blancos de alto valor estratégico en lo que respecta a su red de defensa antiaérea. En el marco de un IADS, estos objetivos serían centros de C3i (Comando, control, comunicaciones e inteligencia), depósitos logísticos, SAMs de largo alcance, etc. La segunda categoría refiere a supresión localizada, rutas de ingres o y egreso de fuerzas amigas, o un área particular que corresponda a un objetivo de tierra que se atacará próximamente. Esto significa que se los objetivos serán todas las defensas aéreas (AAA, SAM) que pueda poner en peligro la operación en esa zona. Como la red integrada de defensa del enemigo operará también cazas (o eso se espera, pues está incluido en la definición de IADS), se coordinará con ataques a sus bases. Finalmente, la supresión de oportunidad es la que se da sin planeamiento, y para la supervivencia de la aeronave. Por ejemplo, un avión que, mientras realiza otra misión, es sorprendida por alguna clase de fuego antiaéreo y emplea sus recursos en suprimirlo.

A su vez, las operaciones SEAD se pueden dar como misiones aisladas en las que el paquete de aviones va hacia un objetivo en particular o área en la cual, también, debe identificar los elementos hostiles a suprimir, o bien en forma de cobertura para otros aviones de ataque (lo que sería una supresión localizada, casi de oportunidad). Es por esto que documento ATP-27 de la OTAN, se enuncia “Las misiones SEAD no son misiones especializadas por sí mismas, sino que son un medio para crear condiciones favorables para todas las operaciones aliadas”.
Para realizar este tipo de misiones, se emplean aeronaves con capacidad electrónica ofensiva (para interferir y sobrecargar sensores y comunicaciones enemigas) y aeronaves con capacidad de lanzar el armamento anti-radiación. En muchos casos, estos elementos están combinados en una misma plataforma (como el caso del EA-18G Growler o del EA-6B).

Boeing EA-18G "Growler" de la Armada de los Estados Unidos.
Boeing EA-18G “Growler” de la Armada de los Estados Unidos.

– Surface Strike: “Las misiones de ataque o ataque a superficie están destinadas a destruir o debilitar blancos en tierra. Estas misiones se dirigen contra amenazas aéreas y misiles enemigos y su infraestructura de apoyo (por ejemplo aeropuertos, sitios de lanzamiento, lanzaderas, pistas de despegue y aterrizaje). El objetivo principal es evitar el despliegue de dicha amenaza aérea o misil. Cuando no es posible evitar los lanzamientos de misiles, los elementos de ataque pueden ser inmediatamente enviados a localizar y destruir las lanzaderas antes de que puedan recargar o relocalizarse”.

Si bien misiones de ataque a variados objetivos de tierra hay muchas, en el marco de las operaciones OCA, las misiones de ataque de superficie están orientadas a la destrucción de las instalaciones o infraestructura que brinden poder aéreo directamente al enemigo. Las misiones catalogadas como runway attack o airfield attack son parte de estos ataques de superficie.

En un plano más defensivo, entre las operaciones de DCA (aunque la defensa incluye muchísimos más elementos que aeronaves, de hecho, estas son una parte mínima en los complejos sistemas defensivos), operaciones en tiempos de paz, etc.

– Intercept o Intercepción: la misión de intercepción tiene el simple cometido de interceptar un blanco aéreo que ingresa al espacio aéreo. Realizada la detección, los interceptores se despliegan (desde tierra o desde su punto de estación en el aire) y son, en general, guiados desde tierra (GCI) o desde aire para obtener una posición ventajosa con respecto al enemigo o blanco. Si bien cualquier aeronave con capacidad aire-aire puede realizar interceptación, en teoría, las condiciones generalmente aceptadas para este tipo de actividad, dedicada a evitar bombardeos estratégicos o el ingreso de misiles, incluían la capacidad de volar a gran altitud, a gran velocidad, con buena carga aire-aire (lo cual exige un radar), con la posibilidad de ser guiado desde tierra (es decir, automatización en la navegación y buenas comunicaciones) y con aceptable rango y tiempo en estación (para aumentar el tiempo de reacción).

La intercepción es llevada a cabo por PACs que se encuentren en estación sobre el área, patrullando. Ejemplos clásicos de esto son los Mig 31, F-14, o los más antiguos Century Fighters (como el F-104 o el F-106) o los Mirage, pero actualmente la misión la puede realizar prácticamente cualquier caza multirol de buenas prestaciones.

– Air Police: “El uso de aeronaves interceptoras, en tiempos de paz, con el propósito de preservar la integridad de un determinado espacio aéreo”. Las misiones de policía aérea comprenden intercepción de aeronaves ilegales o peligrosas en tiempos de paz para preservar la integridad del espacio aéreo. Las aeronaves empleadas, por ende, no tienen ningún requisito especial.

Ahora pasamos a repasar misiones de ataque a superficie que no estarían incluidas en las operaciones OCA:

– Air Interdiction (AI) o interdicción: “operaciones aéreas dirigidas a desviar, dañar, retrasar, degradar o destruir el potencial militar enemigo antes de que este pueda ser efectivizado, y a tal distancia que la integración de las misiones aéreas con las fuerzas aliadas no sea necesaria”. Las misiones de interdicción tienen el objetivo de deteriorar la capacidad de combate del enemigo atacando blancos bien adentrados en su territorio, más allá de la FSCL y FSCM propios (más allá de las líneas aliadas y las líneas de control de fuego de la zona de operaciones). Se trata de operaciones que complementan los esfuerzos en tierra, y se atacan objetivos tácticos: “Los blancos de Interdicción puede incluir concentraciones de tropas y vehículos, trenes de suministros y convoyes, fuerzas anfibias, centros de comunicación y cuarteles generales, puentes, ferrocarriles, caminos y cursos de agua” y se añade como objetivo “fuerzas de combate y suministros cuando están en tránsito a través de líneas de líneas de comunicación, más que cuando estás ya se estén localizando o hayan alcanzado la cercanía del área de combate”. Estos ataques buscan aislar el área de operaciones de cualquier ayuda externa enemiga, de modo que se facilitan las tareas en tierra. Esto se hizo, por ejemplo, con los citados bombardeos en durante el “Día D”.

Se atacan fuerzas que se estén reorganizando, suministros o tropas que se están moviendo o posicionando, etc. pero sin tomar contacto con las tropas aliadas. El efecto de la interdicción no se limita solo a lo expresado en la definición (destruir o demorar, impedir que entren en juego esos elementos) sino que también genera que se dispersen recursos para proteger la zona atacada, repararla, evacuar a esas tropas, a su vez que afecta el control y mando sobre esas unidades.

Las operaciones de interdicción requieren del complemento de otros tipos de roles/misiones como lo son el reconocimiento y/o inteligencia, reabastecimiento en vuelo, así como, a veces, escoltas, sweeps.

Battlefield Air Interdiction (BAI) refiere a “las interdicciones aéreas contra objetivos de tierra que tendrán un efecto a corto plazo en las operaciones o el esquema de maniobras de las fuerzas aliadas, pero que no están próximas a dichas fuerzas aliadas, se denominan Interdicción Aérea del Campo de Batalla”, es decir ataques con efecto a muy corto plazo (pero no inmediato) en el campo de batalla (objetivos tácticos) y que no requieren coordinación con las tropas aliadas cercanas.

La característica principal que presentan las aeronaves que realizan interdicciones son su alcance y velocidad, capacidad de ataque y de autodefensa. Dado que muchos requisitos se comparten con otras misiones, no vemos interdictores especializados. Ejemplos de esto son Su-24 o el F-111.

– Close Air Support (CAS) o Apoyo Aéreo Cercano “Acciones aéreas contra blancos hostiles que se encuentren en las cercanías de las fuerzas aliadas y que requieren integración detallada de cada misión con los movimientos de dichas fuerzas”. Las misiones de apoyo aéreo cercano corresponden a ataques contra objetivos de superficie en las proximidades de las tropas aliadas que requieren –y esto es lo más importante- integración con las tropas que operan en la zona.

Las misiones de Apoyo Aéreo Cercano se dividen en dos tipos: Pre-planned e Immediate. Las pre planeadas se subdividen en:

– Scheduled CAS: misiones de ataque a objetivos pre-identificados y seleccionados, que se ejecutan en un determinado tiempo.

Esta planificación previa garantiza una mejor coordinación y que la aeronave tendrá el armamento y la información suficiente para aumentar la efectividad del ataque.

– On-call CAS: las aeronaves están en alerta (tanto en tierra como en el aire) durante una ventana de tiempo estipulada en al cual puede ser necesario (pero no seguro) que se requiere de apoyo aéreo en el área determinada. Esto suele requerir de un FAC o Forward Air Controller que puede estar en tierra o en el aire (definido como “un individuo calificado que, desde una posición adelantada en tierra o en el aire, dirige la acción de las aeronaves que realizan apoyo aéreo cercano a las tropas de tierra”). Este FAC puede ser alguna aeronave con capacidad de detección e identificación de blancos de superficie que tome el rol de coordinar el ataque de las otras aeronaves, brindándoles información sobre estos blancos (por ejemplo, mediante data-link).

Si bien no es segura la necesidad del apoyo aéreo ni se sabe con seguridad cuál será el objetivo, las fuerzas pueden prepararse si se tiene inteligencia del área con respecto a qué tipo de blancos podría enfrentar. A su vez, de no ser necesitados, estas aeronaves pueden tener un objetivo pre asignado al cual atacar.

Cuando las aeronaves se encuentran en alerta en el aire, sobre un punto determinada a la espera del pedido de apoyo, se lo denomina Push-CAS. Esta modalidad surgida en 1944, durante la Segunda Guerra Mundial, y empleada por la aviación norteamericana en Italia, tiene la ventaja de reducir el tiempo de respuesta. Como desventaja, pueden no ser necesitadas. Este sistema funciona mejor cuando hay altas posibilidades de que se requiera el apoyo, dado que, en general, en número de recursos que se deben disponer para mantener este sistema es mayor. A su vez, se deben considerar otros objetivos a los que se podrían destinar esos recursos de manera pre-planeada.

El otro método, llamado Pull-CAS, requiere a las aeronaves en tierra y estas sólo responden ante la solicitud de apoyo, lo cual es más económico en recursos pero aumenta el tiempo de respuesta.

Las misiones de Apoyo Aéreo Cercano inmediatas, son misiones que se requieren ante el desarrollo del combate, para explotar una oportunidad o rescatar tropas aliadas en dificultades. La urgencia de las misiones no permite el planeamiento o la coordinación adecuada con la unidad que lo solicita. Ante esta necesidad, se recurre a aeronaves que estén en alerta (on-call), pero si estas no estuvieran disponibles, el pedido se elevaría a un nivel de comando superior el cual podría destinar recursos originalmente asignados a otras misiones (AI, BAI, Scheduled CAS, etc) para lidiar con la emergencia, aun cuando esas aeronaves no sean las más apropiadas para la tarea.

Como hemos dicho, el requisito primordial de estas misiones es la coordinación e integración con las fuerzas de tierra. De este modo, incluso un B-52 bombardeando objetivos tácticos puede estar realizando CAS siempre y cuando, por ejemplo, sean objetivos designados desde tierra, o el apoyo haya sido solicitado por dichas tropas.

La única condición para hacer CAS parece ser la de tener capacidad de ataque a tierra.

Por lo tanto, las aeronaves de ataque se han empleado en este rol (podemos decir que los A4 o los Harrier, ambos, hicieron CAS). Estas, en general, son capaces de realizar también BAI y, a veces, AI.

Aeronaves más especializadas en hacer CAS -o BAI- (como el Su-25 y el A-10, en sus distintas variantes), han priorizado ciertos aspectos: supervivencia (redundancia y blindaje), eficiencia (dado que se requiere suficiente tiempo on-station (en estación) para poder realizar “on-call CAS”), capacidad de detectar objetivos en tierra (combinación de sensores, capacidad de vuelo lento, visibilidad de la cabina) y armas especializadas en la tarea (armamento antitanque y antipersonal). Esta especialización, a su vez, hace que sus capacidades para realizar otras misiones anti-superficie se reduzcan.

Las últimas misiones descriptas (AI y CAS) corresponden a variantes de los bombardeos tácticos.

– Strategic Bombing o Bombardeo Estratégico: la misión de bombardeo estratégico se ajusta a la definición de “estratégico enunciada” por la USAF: “Abarcando objetivos clave, sean complejos industriales vitales, infraestructura, centros de población o centros militares de importancia, que, en caso de ser efectivamente destruidos o dañados, afecten directamente la capacidad y el deseo del enemigo de resistir”. Se trata de misiones de bombardeo de larga distancia contra objetivos estratégicos, que usualmente requieren de un gran volumen de carga convencional. Sin embargo, esto último suele asociar al bombardeo estratégico con los bombarderos pesados, lo cual es incompleto, dado que existen aeronaves que cumplen el rol de bombardeo estratégico siendo de pequeño porte. En parte, esto fue facilitado por las municiones nucleares. Un ejemplo de esto es el Mirage IV. El requisito primordial es el alcance, dado que los blancos estratégicos suelen están bien adentrados en el territorio enemigo. Esto nos lleva a que, además, deben tener capacidad de penetrar el territorio enemigo. Eso se logra por velocidad, por vuelo a baja altitud o bien por su reducida RCS (aeronaves stealth). Ejemplos clásicos de aeronaves empleadas para este rol son el B-52, el B-2, B-1 Lancer o los Tu-160.

Boeing B-52H "Stratofortress"
Boeing B-52H “Stratofortress”

Otros roles o misiones específicas llevados a cabo son:

– Aerial Refueling, Air-to-Air refueling o Reabastecimiento en vuelo (REV): esta misión es simple de explicar pues consiste en la transferencia de combustible en vuelo desde una aeronave que actúa de tanquero o reabastecedor. Para el reabastecimiento existen dos sistemas distintos, incompatibles entre sí: “Flying boom”, que consiste en una lanza operada desde la aeronave que oficia de reabastecedor, que posee superficies de control y se inserta en un receptáculo de la aeronave que recibe el combustible, pudiéndose reabastecer a solo una aeronave pero facilitando el trabajo del piloto que recibe el combustible, y “probe-and-drogue”, que consiste en una manguera estabilizada a través de la cual fluye el combustible, que cuelga detrás del tanquero, y a la cual debe insertarse la lanza de reabastecimiento de la aeronave que requiera el combustible. Este último sistema, entre otras ventajas, permite reabastecer a múltiples aeronaves, aunque incrementa la carga de trabajo del piloto, entre otras desventajas. Existen, sin embargo, algunos pods para adaptar aeronaves reabastecedoras que emplean el primer sistema al segundo. Es, este último, el más difundido a nivel mundial.

A su vez, existen pods llamados “Buddy store” que, empleando “Probe-and-drogue”, permiten adaptar una aeronave (generalmente un caza multirol, con soportes subalares) a la misión de reabastecedor. Esto es muy importante para extender el alcance de, por ejemplo, cazas navales, dado que el ala embarcada puedo así no requerir de aviones especializados para el reabastecimiento, aunque también se emplea en aeronaves basadas en tierra. Por supuesto que las aeronaves capaces de realizar esta tarea son tanqueros especializados, aviones de carga adaptados o algunos pocos cazas que puedo portar el pod.

– Transporte: las misiones de transporte consisten en el transporte o traslado de personal, suministros y equipo, dentro y fuera del teatro de operaciones, incluyendo también el lanzamiento de paracaidistas y ciertas cargas. Se subdivide en Transporte Estratégico, que se corresponde al transporte desde y hacia fuera del teatro de operaciones. El Transporte Táctico consiste en el movimiento aéreo de cargas y personal dentro del teatro de operaciones, e incluye el lanzamiento de cargas y suministros.

Las aeronaves que desarrollan transporte estratégico deben contar con un mayor alcance y, generalmente, mayor volumen de carga. Las aeronaves de transporte táctico, en general de menor envergadura, pueden tener capacidades como aterrizaje y despegue en cortas distancias (STOL). Son ejemplos del primer grupo el C-5 o el Il-76, mientras que lo son del segundo los C-130, Airbus A-400.

Además, las aeronaves de transporte suelen servir de plataforma para versiones especializadas en otras tareas como lo son la guerra electrónica, reabastecimiento, reconocimiento, etc. A su vez, en ocasiones, aeronaves de transporte realizan misiones de búsqueda y rescate en combate (CSAR). En tiempos de paz, a esta última tarea se la denomina Search and Rescue (SAR).

Lockheed C-130H
Lockheed C-130H

– Airborne Early Warning & Control (AEW&C): la USAF define de la siguiente manera al AWACS (que es un sistema específico, uno de los varios AEW&C). “El sistema de alerta temprana y control aerotransportado (AWACS) es la primera plataforma aérea que provee control de batalla/comando y control para el comandante en jefe y el comandante de batalla cargo de operaciones conjuntas, aliadas o de coaliciones, ayuda humanitaria o defensa nacional. El AWACS provee imágenes en tiempo real de las actividades aliadas, neutrales y hostiles. Sus capacidades incluyen vigilancia aérea a toda altitud y todo en toda condiciones meteorológica, alerta temprana de las acciones enemigos, habilidad en tiempo real para encontrar, seguir y evaluar amenazas aéreas o marítimas y detectar, localizar e identificar emisores electrónicos”. El rol de estas aeronaves -o en lo que consiste esta misión-, es la detección de aeronaves enemigas, su identificación si es posible, proveer al comando con una panorama acertado de la situación táctica, y funcionar como director del campo de batalla, proveyendo guiado e información a aeronaves aliadas (extendiendo su rango de detección o permitiendo a estas mayor sigilo electrónico). Otras aeronaves como el E-8 poseen un radar más limitado (u orientado a objetivos terrestres) y se centran más en C2 o en el manejo de la batalla.

Air Reconaissance o Reconocimiento: “La recolección de información de interés, sea por medios de observación visual desde el aire o a través del uso de sensores aerotransportados”. Estas misiones de Reconocimiento y de Battle Damage Assessment incluyen aeronaves con capacidad de fotografía aérea o vigilancia electrónica (SIGINT o Signal Intelligence), principalmente ELINT (“Inteligencia técnica y de locación geográfica, derivada de radiaciones electromagnéticas –distintas a las de las comunicaciones- que emanan de fuentes no radioactivas ni de explosiones nucleares”). La flota de aviones de guerra electrónica la completan aeronaves con contramedidas electrónicas de gran poder, para suprimir los sistemas de detección y comunicación enemigos.

A su vez, no es exactamente correcto igualar reconocimiento y Vigilancia. “Una diferencia clave entre las misiones de vigilancia y las de reconocimiento es que la vigilancia es sistemática, usualmente pasiva en la recolección de información y, tal vez, continua. Mientras tanto, el reconocimiento está limitado a la duración de la misión, es activo en la recolección de información e incluye, generalmente, participación humana”. Esto fragmento nos da una idea de la diferencia entre ambas tareas. Esto no quita, sin embargo, que las mismas aeronaves puedan servir para estas tareas.

– Anti-Surface Warfare (ASuW) refiere a todo el espectro de lucha contra objetivos de superficie navales, lo que incluye no solo el ataque de esto (que puede significar una interdicción naval) sino también la detección de estos objetivos, y asisten elementos de AEW&C y reabastecimiento. Para las misiones de ataque a blancos navales se suele usar Naval Strike. Del mismo modo, otras aeronaves son asignadas (y algunas especializadas con el equipamiento necesario) para la lucha antisubmarina o Anti-Submarine Warfare (ASW).

– A su vez, frecuentemente se hace mención a las operaciones Contra Insurgencia (COIN) y tanto se lo iguala como se lo diferencia del Apoyo Aéreo Cercano. Ambas situaciones son incorrectas: las aeronaves afectadas a las operaciones de contrainsurgencia realizan una variedad de misiones como lo son distintos tipos de CAS, reconocimiento o vigilancia aérea, AFAC (Airborne Forward Air Controller) o inclusive Policía Aérea/PAC. Lo que hace a las operaciones de contrainsurgencia, es la baja intensidad del conflicto.

– Combat Air Patrol (CAP) o Patrulla Aérea de Combate (PAC): “Una patrulla aérea emplazada en un área objetivo, afectada a proteger una fuerza, un área crítica de una zona de combate o en una zona de defensa aérea, con el propósito de interceptar y destruir las aeronaves hostiles antes de que alcancen sus objetivos”. Una Patrulla Aérea de Combate es una misión desarrollada por aeronaves con capacidades aire-aire -iguales o superiores al enemigo-, que consiste en sobrevolar un área o ruta predeterminada, a una altitud específica, para hacer frente a amenazas aéreas enemigas. Por definición es de naturaleza defensiva, y es la versión “en tiempos de guerra” de la Policía Aérea.

Acá es donde la definición de CAP se entremezcla y confunde con las de Escolta y Fighter Sweep. En general, la PAC opera sobre territorio aliado o neutral, de manera defensiva, dado que su origen fue la defensa puntual de los portaaviones durante la Segunda Guerra Mundial.

Sin embargo, se la ha usado para referirse a la defensa de un área determinada, incluyendo la protección (o escolta) de todas las aeronaves del área (por ejemplo, las MigCAP de Vietnam). Así aparecen definiciones como Barrier CAP, RESCAP (Rescue CAP), SARCAP (Search and Rescue CAP), HVACAP (High Value Asset CAP), TARCAP (Target CAP), etc. En varias de estas “variantes”, las aeronaves realizan una defensa de un área, pero específicamente la escolta de las aeronaves en ella. Según la definición que expusimos más arriba, se podría estar dando algún tipo de escolta desligada.

Otros, aceptan una diferencia entre estas misiones y las de escolta puesto que las CAP operan con mayor libertad de acción, no estando atados a una aeronave (o grupo) en particular, sino defendiendo principalmente el área y, en el proceso, brindado seguridad a las demás. En lo personal, me es más convincente la definición que refiere al rol meramente defensivo de la PAC.

Fuentes

http://static.lexicool.com/dictionary/GR2PJ13289.pdf
http://www.airpower.maxwell.af.mil/airchronicles/aureview/1981/jul-aug/alberts.htm
http://www.globalsecurity.org/military/library/policy/usaf/afdd/2-1-1/afdd2-1-1.pdf
http://www.rcaf-arc.forces.gc.ca/en/cf-aerospace-warfare-centre/doctrine/ad-b-ga-403-000-fp-001-chapter-2.page#counter-air
http://www.navedu.navy.mi.th/stg/databasestory/data/laukniyom/ship-active/big-country-ship/United-States/ATP/atp27c.pdf
– FMI 3-07.22 “Counterinsurgency Operations”.

Links de Interés:

http://www.rand.org/content/dam/rand/pubs/notes/2009/N1743.pdf
http://www.airpower.maxwell.af.mil/airchronicles/apj/apj90/spr90/2spr90.htm
https://doctrine.af.mil/download.jsp?filename=3-03-D22-LAND-Type-CAS-Request.pdf
https://en.wikipedia.org/wiki/Signals_intelligence_operational_platforms_by_nation#Argentina:_aircraft_platforms

Deja un comentario