El presidente de Georgia Mijaíl Saakashvili, el 28 de julio en el Ministerio de Defensa declaró, que ese departamento debe prepararse para “la defensa total”. Según sus palabras, el ejército debe prepararse para conducir los combates defensivos en el territorio, y no solamente cumplir las misiones pacificadores como lo hizo en el pasado.

El presidente de Georgia Mijaíl Saakashvili

Saakashvili declaró también que “Rusia trabaja intensamente sobre el establecimiento del control total sobre Georgia. El enemigo deseaba definitivamente cambiar el régimen político de Georgia, derrocar nuestra democracia y tomar todo el país bajo su control. Hay que hacer un seguimiento de aquella incesante guerra informativa. En 2008 fue declarado por ellos mismos que el “derrocamiento de Georgia” era solamente un asunto de algunos pocos meses. Personalmente me llamaban como “el cadáver político”. Aquel hecho de que “nada se había realizado” fue presentado como propia debilidad y ahora ellos piensan que se habian arruinado las relaciones en todo el espacio postsoviético, porque no pudieron avasallar a Georgia”. Según Saakashvili, la liquidación “de los frutos de aquella falla” es el objetivo principal del estado georgiano.

Saakashvili notó que cada aldea y ciudad deben estar preparadas para protegerse. Por eso en las localidades hay que crear “pequeños grupos dedicados a la preparación de la población y suministrar el armamento necesario para estos fines”. Además Saakashvili declaró sobre la importancia de la experiencia de combate adquirida por el ejército y explicó que las fuerzas armadas georgianas perfeccionan constantemente su aprendizaje en Afganistán. Según Saakashvili Georgia no sólo

debe cesar su participación en las operaciónes en Afganistán sino que, por el contrario, debe extender su participación en zonas de conflictos. Sobre este aspecto ya se realizan las negociaciones con sus socios/aliados. Saakashvili indicó la importancia de mejorar la calidad de la formación militar y expresó su descontento sobre el nivel de la enseñanza en la academia militar, donde según su opinión, “hay que cambiar mucho”. El presidente georgiano prometió también a los militares que el presupuesto del Ministerio de Defensa que había sido reducido por la crisis, en el futuro próximo alcanzará nuevamente el nivel que tenía antes de la crisis.

En marzo del año pasado, hablando sobre los anteriores programas de los EEUU en Georgia, y sobre la preparación del equipo de las subdivisiones militares georgianas, Saakashvili dijo que “está claro que la preparación no contaba con la gestión de guerra a escala total, pero si lo estaba para las operaciones de paz en carácter de policía”.

El politólogo alemán Alejandro Rar comentó así la declaración del presidente de Georgia: “la tentativa de usar de nuevo la fuerza llevará a Georgia a un completo desastre. El clima internacional ha cambiado bruscamente. Si los acontecimientos de la prescripción de hace dos años, en cierto modo, salieron de las manos gracias a la protección de los EEUU, hoy la tentativa del uso de la fuerza por parte de Georgia, llevará no sólo al aislamiento internacional, sino también a un castigo bastante severo”. Según el politólogo de Tbilisi debe mirarse con atención qué posición tienen actualmente los países amigos, tales como Ucrania, Polonia y los estados Bálticos, que habían apoyado activamente Georgia en 2008. Hoy dia estos paises tratan de construir, con Rusia, buenas relaciones y por eso hay que “seguir su ejemplo, y no usar las amenazas”.

De la redacción de ARES World Defense & Security via Zona Militar

zp8497586rq